CIUDAD › LA SECRETARíA DE SALUD INVESTIGA LO OCURRIDO CON EL SUERO MAL ROTULADO

Un lote bajo la lupa

A una de las pacientes que se le inyectó agua destilada se le complicó el cuadro y tuvo que ser derivada al Hospital Centenario para que la dializaran. El municipio admite la gravedad de lo ocurrido y analiza las medidas a adoptar.

 Por Lorena Panzerini

Tres pacientes internadas en el Hospital Roque Sáenz Peña fueron inyectadas con "una solución parecida al agua destilada" en lugar de suero. "Llegamos a tiempo", dijo a Rosario/12 el secretario de Salud Pública municipal, Lelio Mangiaterra, quien indicó que "es un hecho inusual y grave". El lote, con valores incorrectos de los componentes del suero fisiológico, fue retirado del efector junto con otros dos que se sacaron de circulación de manera preventiva, aunque "ninguno estaba destinado a exportación". Si bien el funcionario prefirió no detallar de qué laboratorio provenían las partidas, este diario pudo saber que se trata del Laboratorio de Especialidades Medicinales (LEM), perteneciente al municipio. Hoy las autoridades sanitarias avanzarán en el tema legal, que "seguramente llegará a la cuestión jurídica". Si bien las pacientes "evolucionan", una de ellas debió ser derivada al Hospital Centenario. "Su caso fue más grave porque tenía una patología con complicación, y debió recibir una transfusión de sangre. Clínicamente mejoró pero tenemos que esperar para decir que está todo normal", indicó el director del Roque Sáenz Peña, Federico Cornier.

Mangiaterra comentó que "había una distorsión en los componentes" de la solución fisiológica, aunque no profundizó sobre las personas implicadas en el error. Sin embargo, adelantó que "con todo esto se va a abrir una investigación en el laboratorio que lo provee. Recién mañana (por hoy) podremos encarar la situación legal, porque el sábado lo más importante era la salud de las pacientes". Mangiaterra indicó que "la cosa saltó cuando no había pasado nada grave, y una sola de las pacientes (que fue derivada al hospital Centenario) tuvo una consecuencia más fuerte, pero no llegó a ponerla en peligro de vida". Según pudo establecer este diario se trató de una paciente con un tumor mamario, que incluso había perdido su embarazo horas antes de recibir el lote incorrecto.

Según Cornier el líquido que se inyectó a las pacientes en lugar de suero, era "más parecido al agua destilada". "Esa solución no se puede inyectar porque le produce hemólisis al paciente"; o sea "una destrucción de glóbulos rojos", que transportan oxígeno. Al respecto un médico del Sáenz Peña confió a este diario que su impacto "no es menor y potencialmente puede ser mortal" si no es detectado a tiempo.

"Son tres pacientes que han mejorado, están en buenas condiciones y van a salir de su situación sin problemas. Si bien ya tenían algún tipo de problema de salud por el cual estaban internadas, esto que pasó lejos de favorecerlos dificultó la convalecencia, sin llegar a ponerlos en situación de peligro", dijo Mangiaterra. La más afectada sufrió "una complicación renal" y debió ser derivada al hospital Centenario ante la gravedad de su cuadro. "Estaba internada por una afectación diferente a la de las otras dos pacientes. Tenía una patología de base con complicación, y debió recibir una transfusión de sangre. Ahora, deben controlarse todos los parámetros, teniendo en cuenta que una hemólisis importante produce falla renal. Esta paciente recibió diálisis como tratamiento para ayudar al riñón a recuperarse de la hemoglobina que anda suelta en la sangre", dijo Cornier.

Las otras dos, que permanecen en el Roque Sáenz Peña, se encuentran "evolucionando": una de ellas tuvo como consecuencia una afectación renal que "está siendo tratada"; la otra recibió muy poca cantidad de la solución, y la gravedad de sus síntomas son "leves".

Para Mangiaterra fue un hecho "inusual". "En 40 años de trabajo en el ámbito de la salud pública de la provincia y la ciudad, recuerdo que ésta es la tercera vez que nos pasa una cosa así, y con distintos laboratorios. Es un hecho desgraciado que se detectó a tiempo y que vamos a tomar todas las medidas del caso".

Además, reconoció que no se trató de un caso leve, y apuntó que "los laboratorios tienen control de calidad, pero es realmente grave que pase una cosa así". Una fuente médica confirmó a este diario que el lote provino del LEM municipal.

De todos modos, Mangiaterra indicó que "en la práctica médica existe un grado de experiencia que permite estar atento a que no ocurran cosas de este tipo, y si ocurren poder detectarlas a tiempo". De manera preventiva, "se analizarán" las soluciones con que cuenta el laboratorio para corroborar que contengan la cantidad indicada de componentes que conforman la solución fisiológica.

Compartir: 

Twitter
 

"En 40 años en la salud pública es la tercera vez que ocurre algo así", admitió Mangiaterra.
Imagen: Alberto Gentilcore
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2020 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.