CIUDAD › HOMENAJE A SANDRA CABRERA

Un crimen político

"Aquí fue asesinada Sandra Cabrera", reza la placa que miembros de la Asociación de Mujeres Meretrices de Argentina (Ammar) colocó ayer en Santa Fe e Iriondo, en homenaje a la dirigente local ultimada hace once años. Con un acto recordatorio y en reclamo de justicia, las trabajadoras sexuales destacaron la lucha de la ex titular de Ammar Rosario, que recibió un disparo en la nuca la madrugada del 27 de enero de 2004. Piden que se reactive la causa judicial, que no tiene imputados. "Fue un crimen político", aseguraron.

"Las compañeras siguen luchando para trabajar tranquilas en la calle, sin sufrir violencia", señaló Georgina Orellano, secretaria de Ammar Nacional, que presidió el acto. "Lo que pedimos con esta placa es que siempre se acuerden de Sandra, a quien muchas no tuvimos oportunidad de conocer, pero cuya lucha nos toca muy de cerca. Ella fue y es trabajadora sexual y sabemos que lo que le pasó le puede pasar a cualquiera de nosotras que denuncie la trata de personas. Ella lo hizo hace once años. Queremos hacer valer su lucha, que se reabra la causa judicial porque en el proceso penal no se le dio importancia al testimonio de las compañeras, porque eran prostitutas. Sólo si seguimos en este camino, la lucha de Sandra no habrá sido en vano", destacó.

En un comunicado, días atrás, las meretrices recordaron que "a Sandra la mató la policía por denunciar la trata de personas, la explotación sexual de niñas y adolescentes que llevaban y llevan adelante en conjunto con sus negociados relacionados al narcotráfico y con complicidad con el poder, aún vigentes en Rosario".

En tanto, desde la Mesa Nacional de la CTA, indicaron que "Sandra fue asesinada cobardemente". Por la tarde, la CTA la recordó con una mesa-debate en la que se presentó un informe alusivo del periodista Martín Stoianovich.

Sandra tenía 32 años y una hija de 8, en aquel momento. Fue asesinada de un balazo en la nuca en la zona de la terminal de ómnibus Mariano Moreno, días después de que denunciara participación de la policía en la trata de personas y la venta de estupefacientes. "Su crimen continúa impune, pero además las trabajadoras sexuales seguimos sufriendo el acoso y la persecución de la policía", lamentaron desde Ammar.

En junio de 2004, el juez Carlos Carbone procesó por el hecho al policía federal de Drogas Peligrosas Diego Parvluczyk; sin embargo, en noviembre de ese año, la Cámara Penal lo dejó sin efecto por considerar que no había elementos suficientes. Las meretrices apuntaron también a "autores intelectuales". Ahora, reclaman que se reactive la investigación.

Compartir: 

Twitter
 

 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2020 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.