CIUDAD › EL CONCEJO TAMBIéN SE METE CON LAS IMPORTACIONES.

Un impacto negativo

Esta semana se aprobó un proyecto para convocar al Concejo a los responsables de las áreas de Producción de la provincia
y del municipio. "Hay que generar medidas de protección".

 Por Claudio Socolsky

La difícil situación que atraviesan las industrias de la denominada línea blanca en la ciudad, principalmente los fabricantes de heladeras, exhibidores y freezers, a partir de la apertura de las importaciones que impactan directamente en la producción, generando suspensiones y despidos, repercutió en el Concejo Municipal. El pasado jueves, el cuerpo aprobó un proyecto de la concejala Norma López (FpV) que plantea una convocatoria al ministro de Producción provincial, Luis Contigiani, al secretario de la Producción municipal, Ignacio del Vecchio, a las cámaras industriales, y al sindicato metalúrgico, para analizar la problemática del sector. "La apertura de la importación tiene un impacto directo y negativo en la ciudad, donde sale el 80 por ciento de la producción de la industria de la línea blanca en todo el país, representando seis mil puestos de trabajo", dijo López a Rosario/12.

El Concejo aprobó en la última sesión una declaración política del bloque del Frente para la Victoria, preocupados por la situación de la industria de la línea blanca, con fuerte presencia en la ciudad, y en el esfuerzo mancomunado que deben tener los tres niveles del Estado para dar respuestas a la industria local y defender los puestos de trabajo porque, según planteó la concejala López, "en este rubro en particular se abrió la importación, las medidas de protección que había con el gobierno anterior, ahora no están".

Por tal motivo, la edila planteó que el objetivo de la iniciativa es apuntar a "generar medidas proteccionistas sobre la industria local y los puestos de trabajo de rosarinos y rosarinas". En ese marco, avanzaron en la convocatoria de las máximas autoridades de las carteras productivas provincial y municipal, las cámaras y federaciones industriales, y el sindicato metalúrgico en la Comisión de Producción. La edila recordó que el cuerpo había avanzado en las últimas semanas en motorizar una mesa de trabajo para involucrarse con la situación de la planta Navarro de Acindar, ante el cierre de un turno. "Es imperioso para nuestra ciudad defender los más de 85 mil puestos de trabajo en el sector industrial que de forma sustancial contribuyen al dinamismo del resto de los sectores de la economía rosarina", consideró López.

"En otros sectores, como la industria del mueble o textil, que también son vitales para nuestra región se está asistiendo a situaciones similares y de igual gravedad. Entre ambas detentan casi el 20 por ciento de los establecimientos industriales de nuestra ciudad y hoy conviven con un descenso en las unidades vendidas que ronda el 15 por ciento, al mismo tiempo que ven encarecer sus insumos, dañando claramente los márgenes de rentabilidad", agregó la concejala.

López señaló que "no se puede perder de vista que el 28 por ciento de los trabajadores industriales de la ciudad de Rosario lo hace en establecimientos de menos de 5 empleados y el 53 por ciento en PyMES de menos de 40 empleados". Por tal motivo, la edila aseguró: "Proteger a las PyMES es proteger el empleo de los rosarinos".

La empresa Gafa firmó esta semana en la sede local del Ministerio de Trabajo provincial, en acuerdo con la UOM, la suspensión de 360 empleados por tres meses, garantizando el pago del 90 por ciento del salario, por la caída en la actividad económica. Las suspensiones confirmaron las preocupaciones del gremio metalúrgico sobre la situación de las industrias de la denominada línea de frío, a partir de un relevamiento realizado por su Observatorio Laboral.

El secretario General de la UOM, Antonio Donello, había recibido hace unas semanas una carta de la empresa Bambi advirtiéndole que ante la apertura de importaciones se verían obligados a "reducir drásticamente" la dotación del personal. El dato estadístico más preocupante era que desde diciembre a marzo se habían importado la misma cantidad de heladeras que en todo el 2015.

Las suspensiones en Gafa, sumado al cierre de un turno en la planta Navarro de Acindar, también fueron motivo de análisis en el plenario realizado el martes pasado por los gremios que integran el Movimiento Sindical Rosarino (MSR), que anunciaron una movilización y acto para el próximo 7 de junio en la plaza Montenegro.

Compartir: 

Twitter
 

La línea blanca, principalmente las heladeras han sufrido el mayor impacto en la región.
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2020 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.