soy

Viernes, 2 de julio de 2010

El mundo gira, Mendoza no tanto

¿Error matemático o manipulación de la información?

 Por Julio Rudman

En un confuso episodio de periodismo gráfico, el diario Los Andes, mendocino de nacimiento y clarinizado por cooptación, publicó el martes 29 de junio de 2010, que el lunes se realizó la audiencia pública que debatió acerca del proyecto de ley del Código Civil para permitir el matrimonio entre personas del mismo sexo. Confuso, digo, porque asegura en su portada que las opiniones contrarias al proyecto fueron mayoritarias, pero en página 8, en la bajada, invierte las cifras, 38 a 16. Puede ser un error fáctico. Puede.

Lo cierto es que Mendoza sigue dando muestras de su identidad: atrasa, como reloj trucho.

Se escuchó de todo, dicen. Y está muy bien que así sea. Hasta puedo comprender la posición de nuestro gobernador. Si la provincia atrasa, ¿por qué iba a gobernarla un señor de ideas progresistas? El hombre, con su apellido de orgasmo ajedrecístico a cuestas, se suma a la opinión de la secta vaticana y propone unión civil y no matrimonio. Es decir, crear unaespecie de institución para kelpers del amor. Habría entonces matrimonios como Dios y Vélez Sarsfield mandan y los otros, los raros, los enfermitos, los pobres seres humanos a quienes, en un gesto de bondad cristiana, les permitimos que duerman juntos pero, eso sí, que no se les ocurra criar niños, repartir amor, ni contaminar plazas ni paseos públicos. A lo sumo, un besito furtivo en la oscuridad de un cine.

Bien lo dijo el diputado Néstor Piedrafita: “No comparto la finalidad procreativa de la familia. Si fuese así, no deberíamos dejar que se casen los estériles o las mujeres menopáusicas”.

El Senado nacional tiene la palabra. No habrá plebiscito, como piden Bergoglio y sus secuaces, porque no se plebiscita el derecho al amor, ni ningún otro que esté consagrado en nuestra Constitución Nacional.

Mientras tanto, el mundo sigue girando. Esta semana se casaron Johanna Sigurdardottir y Jonina Leosdottir. Johanna es primera ministra de Islandia. Jonina, escritora destacada de ese país.

Propuesta de intercambio con la hermana República de Islandia (¿vio que ahora son todas hermanas?): mandamos gobernador y parte de su gabinete (buen estado, nunca taxi, poco uso), en canje por pareja recién casada, preferentemente que no hable latín.

Compartir: 

Twitter
 

 
SOY
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.