La dirigencia de Newell's negocia la vuelta del ex defensor
La difícil tarea de convencer a Heinze
La falta de seriedad de la Comisión Directiva leprosa reduce las expectativas de poder contratar al técnico que todos quieren.
Heinze tiene una oferta concreta para continuar en Vélez.Heinze tiene una oferta concreta para continuar en Vélez.Heinze tiene una oferta concreta para continuar en Vélez.Heinze tiene una oferta concreta para continuar en Vélez.Heinze tiene una oferta concreta para continuar en Vélez.
Heinze tiene una oferta concreta para continuar en Vélez. 
Imagen: Télam

A Gabriel Heinze le llegó la hora de decidir su futuro. Porque así se lo exige Vélez y así lo esperan en Newell's. La diferencia es que en Liniers su dirigencia se esfuerza por lograr la renovación de su contrato, mientras que en el parque Independencia el presidente Eduardo Bermúdez delegó esa gestión a directivos de menor jerarquía, quitando así seriedad a la propuesta. "Para la semana que viene necesitamos una definición de Heinze", aseveró el presidente de Vélez, Sergio Rapisarda.

Ningún dirigente de Newell's hizo declaraciones sobre la preferencia por Heinze como sucesor de Héctor Bidoglio. El ex defensor leproso es exigente en las condiciones laborales, requisito que seguramente no podrá cumplir la dirigencia leprosa, con los atrasos salariales a empleados y los incumplimientos administrativos que le costaron quita de puntos al equipo en Primera.

Ayer Heinze concurrió al polideportivo de Vélez a presenciar partidos de divisiones menores, señal de que en sus planes aún proyecta en el futuro su continuidad de trabajo en el club. Pero la dirigencia de Liniers, por medio de su presidente, le hizo saber al entrenador la necesidad de definir su futuro, más aún porque la oferta de renovación Heinze la tiene disponible desde el pasado mes de diciembre. "Queremos que se quede en el club, estamos muy contentos con su trabajo pero necesitamos una definición para la semana que viene", reconoció Rapisarda. De no renovar el técnico, el club está urgido por encontrar un profesional en tres semanas, cuando el plantel vuelva a entrenar.

Heinze habló poco sobre su futuro pero advirtió que "la prioridad la tiene Vélez", dejando en segundo plano cualquier otro ofrecimiento, incluso el de Newell's.

Para los leprosos también la semana que viene es el límite. Si no es Heinze, como muchos anticipan en el parque Independencia, Bermúdez propondrá la vuelta de Diego Osella, con quien ya habló. Mientras que el resto de la dirigencia quiere a Frank Kudelka. La directiva sigue fracturada, con el presidente liderando en soledad un sector y el vicepresidente Cristian D'Amico el otro. Y es así como el club llega a estar seriamente comprometido con la permanencia.

 

Audiovisual
Audiovisual
Suplementos
Suplementos
Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ