El pedido de Lagomarsino fue rechazado

El fiscal Eduardo Taiano se opuso al reclamo de la defensa de Diego Lagomarsino para que se anule el peritaje de Gendarmería según el cual el ex fiscal Alberto Nisman fue asesinado por dos personas que antes lo habrían drogado. El asesor informático y ex empleado de la Unidad Fiscal AMIA, imputado por haber provisto el arma que terminó con la vida de Nisman, cuestionó algunas formulaciones del peritaje y consideró que la forma en que se halló la droga ketamina en el cuerpo fue “direccionada” de antemano. Taiano, en su pedido para que el juez Julián Ercolini rechace el reclamo, defendió la terminología usada por Gendarmería y respondió que “la vía que tiene la defensa para plantear sus controversias con las conclusiones a las cuales arribaron los peritos oficiales resulta la presentación del informe de los peritos de parte”; consideró que aceptar el pedido de Lagomarsino implicaría “abrir la puerta a que cualquier peritaje realizado conforme a la norma y las buenas prácticas forenses pudiera ser tildado de inválido” si no se comparte su resultado.