Apostillas

Hinchadas: Cada candidato contó con el respaldo de una nutrida delegación de su propio espacio. Horacio Rodríguez Larreta, Diego Santilli, Paula Oliveto, Mariana Zuvic, Maximiliano Ferraro y Andy Freire fueron a hinchar por la líder de la Coalición Cívica. Mariano Recalde, Carlos Heller, María Rosa Muiños, Leandro Santoro, Gustavo López, Eduardo Valdés, Gisela Marziotta, acompañaron a Filmus. Los radicales Emiliano Yacobitti, Juan Nosiglia y Carla Carrizo, el socialista Roy Cortina y la periodista y candidata Débora Pérez Volpin, apuntalaron a Lousteau. Ramal llegó con sus camaradas del PO, Néstor Pitrola y Gabriel Solano y los referentes del PTS, Nicolás del Caño y Myriam Bregman. A Tombolini lo acompañaron los referentes del massismo Marco Lavagna, Mirtha Tundis, Sergio Abrevaya y Victoria Donda, entre otros. Cada grupo se encargó de aplaudir las mejores exposiciones de sus candidatos, pese a los reiterados pedidos de silencio de la producción.

El ausente: El referente de Autodeterminación y Libertad, Luis Zamora, desistió de participar en el debate entre los candidatos porteños. Desde la producción informaron que lo hizo porque no estaba de acuerdo con las condiciones acordadas entre los otros cinco postulantes. 

Desmemoriada: Primera en hablar, Elisa Carrió trastabilló al dar comienzo a su presentación. No recordó a los integrantes de su propia lista cuando intentó mencionar a los que la acompañaban en la boleta de Vamos Juntos. Hasta Paula Oliveto, una histórica colaboradora de la chaqueña, le hacía señas desde la tribuna para que recordara su nombre. Al ministro de Modernización porteño, Andy Freire, lo confundió con el actor Andy García. 

Debut: Si bien cuenta con varios kilómetros recorridos en medios de comunicación, a Matías Tombolini le costó dejar de mirar hacia el guión que tenía sobre el atril. Fue su primer debate entre candidatos. Más allá de sus habituales críticas a Sergio Massa, Elisa Carrió evitó hacerle preguntas al postulante de 1País cuando le tocó el turno. Tal vez como estrategia para restarle votos a Lousteau, le dedicó más de un guiño en términos personales.