DEPORTES › SAN LORENZO SE IMPUSO 1-0 A BOCA EN MENDOZA

Sacó un Cornejo de la galera

Con un golazo del juvenil atacante, el equipo de Gorosito venció con justicia a un rival lento y sin ideas, y se adjudicará el Pentagonal del verano si Racing no derrota hoy a Independiente.

San Lorenzo se aprovechó del mal momento de Boca y lo derrotó con justicia 1-0 en un flojo partido disputado ayer en Mendoza. Roberto Cornejo, la figura de la cancha, marcó el único tanto del partido tras una brillante jugada colectiva. De esta manera, el conjunto de Néstor Gorosito se adjudicará el certamen si Racing no derrota hoy a Independiente. Para Boca fue la tercera derrota consecutiva.
De arranque, la iniciativa la tomó San Lorenzo. Con la movilidad de Cornejo y la velocidad de Carreño, el conjunto de Gorosito presionó en tres cuartos y se mostró más ambicioso que su rival. Sin embargo, el déficit lo exhibía en los últimos metros, ya que carecía de profundidad y no generaba situaciones de riesgo frente a Abbondanzieri. Sólo algunos intentos desde afuera del área alarmaron un poco al arquero de Boca. Para colmo, la salida por un golpe de Leandro Romagnoli pareció un impacto demasiado importante, ya que a partir de allí San Lorenzo dejó de ejercer el dominio que venía imponiendo.
Como contrapartida, el juego de Boca comenzaba a crecer. La aparición en el juego de Tevez y la dinámica que impulsaba Vargas por el costado izquierdo fueron los principales argumentos por los que los de Bianchi emparejaron, e incluso armaron las chances más peligrosas de ese pasaje. Primero lo perdió Tevez, que quedó mano a mano con Ramírez, pero se demoró y le dio al arquero la posibilidad de achicarle el ángulo de tiro. Un rato más tarde, el travesaño en primera instancia ante un cabezazo de Donnet desviado por Ramírez y el palo luego ante el rebote capturado por Ledesma le quitaron a Boca la ocasión de colocarse en ventaja en ese pasaje.
Lo curioso fue que cuando el campeón del mundo mejor estaba jugando, San Lorenzo supo pegar con una gran maniobra colectiva para colocarse 1-0. Cornejo combinó con Guevara –que le devolvió una pared perfecta– y luego resolvió con acierto por el hueco que Abbondanzieri le regaló en el primer palo. A partir de ahí, San Lorenzo volvió a encontrar su mejor juego y estuvo muy cerca de anotar el segundo tanto.
Obligado a atacar, Boca volvió a padecer los mismos problemas de los partidos anteriores. Sin chispa y con una lentitud exasperante, la única vía para generar riesgo era los remates de larga distancia. Ni siquiera a través de la pelota parada pudo inquietar a Ramírez. Del otro lado, San Lorenzo se conformó con la ventaja, se retrasó unos metros para proteger a su arquero y pretendió liquidar el juego de contragolpe. Así ganó con justicia y se ilusiona con levantar la copa del verano.

Compartir: 

Twitter
 

Santana impide el avance de Carlos Tevez, en uno de los pocos ataques de Boca.
 
DEPORTES
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.