ECONOMIA › LAS TARIFAS EN LOS ACCESOS NORTE Y OESTE Y EN LA AUTOPISTA RICCHERI SUBEN ENTRE 53 Y 112 POR CIENTO

Peajes más caros por promesa de obras

Los aumentos rigen desde el 10 de enero, pero sólo para autos particulares. El Gobierno los autorizó para financiar inversiones privadas de ampliación de la Avenida General Paz y de la autopista Riccheri-Ezeiza-Cañuelas, que deberán terminar en dos años.

Los peajes de los accesos Norte y Oeste aumentarán entre 53 y 100 por ciento a partir del 10 de enero. El de la autopista Riccheri-Ezeiza-Cañuelas, en tanto, subirá entre 62 y 112 por ciento desde la misma fecha. En todos los casos, los aumentos regirán para los autos particulares, mientras que los camiones, colectivos, taxis, remises y motos seguirán con las tarifas actuales. Los incrementos fueron anunciados ayer por el ministro de Planificación, Julio De Vido, en el marco de la presentación de los proyectos de ampliación de la avenida General Paz y de la autopista Riccheri–Ezeiza–Cañuelas. Las inversiones serán por 340 millones de pesos en el primer caso y por 60 millones en el segundo, las cuales serán asumidas por los concesionarios privados a cambio de aquellos ajustes en los peajes.

La avenida General Paz y la autopista Riccheri cambiarán de fisonomía. En la primera habrá un cuarto carril entre los accesos Norte y Oeste, y en la segunda mejorarán los ingresos a Cañuelas, Tristán Suárez, Ezeiza y el Mercado Central. Ese es el corazón de los proyectos, que contemplan transformaciones mucho más amplias en ambos corredores. Las obras comenzarán el próximo 6 de enero y deberán estar terminadas en 24 meses.

En lo que respecta a los peajes, en el Acceso Norte la tarifa pasará de 2,20 a 3,40 pesos en horario estándar y a 4,50 en hora pico (de 7 a 10 horas de entrada a Buenos Aires y de 17 a 20 de salida de Buenos Aires, de lunes a viernes). En Acceso Oeste los valores irán de 1,70 a 2,60 pesos en horario estándar y a 3,40 en hora pico. Las tarifas en la Riccheri pasarán de 80 centavos a 1,30 peso en horario estándar y a 1,70 en hora pico. Como se indicó más arriba, las subas son sólo para autos particulares. Al hacer el anuncio, De Vido recordó que estos peajes habían aumentado alrededor de 15 por ciento en 2006, pero antes habían estado congelados desde 1997.

El ministro también defendió los incrementos comparando los nuevos valores con los que rigen en las autopistas administradas por el Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires y en países limítrofes. En el caso del Acceso Norte, se paga 0,053 peso por kilómetro en horario estándar y 0,070 en hora pico en el ramal Campana y 0,069 y 0,092 peso en el ramal Pilar, mientras que en el Acceso Oeste la relación es de 0,104 y 0,136 peso por kilómetro, y en la Riccheri, 0,053 y 0,069, respectivamente. En cambio, en la autopista Illia se paga 0,285 y 0,428 peso por kilómetro, también en horarios normal y pico; en la 25 de Mayo, 0,315 y 0,421 peso, y en la Perito Moreno, 0,545 y 0,727 peso. En cuanto a la comparación con los accesos a las ciudades en países vecinos, De Vido dijo que “los de Buenos Aires controlados por el gobierno nacional presentan tarifas 2,5 veces más bajas que los de Santiago (Chile) y tres veces más baratas que los de San Pablo (Brasil)”.

Los beneficiarios de los aumentos y los responsables de las inversiones son Autopistas del Sol (General Paz), Grupo del Oeste (Acceso Oeste) y Aecsa (Riccheri), los cuales mantienen sus concesiones hasta el año 2017.

En cuanto a las obras, en la General Paz se construirá un cuarto carril en ambos sentidos entre los accesos Norte y Oeste; se eliminarán los entrecruzamientos del Acceso Norte–Balbín y puente del ferrocarril Mitre (estación Migueletes); se modificarán los distribuidores de las avenidas De los Constituyentes, San Martín, Beiró e ingreso a Acceso Oeste. También se ampliarán 17 ramas de salida a 2 carriles, se construirá una rama de salida en la calle Mosconi, se ampliarán desagües y se instalará nueva iluminación. El proyecto incluye la reconstrucción de los puentes ubicados a la altura de la autopista 25 de Mayo y las avenidas Lope de Vega, Víctor Hugo y Beiró; la edificación de otros 6 puentes (dos de entrecruzamientos sobre Acceso Norte descendente, dos de entrecruzamientos Acceso Norte-Balbín y dos ramas de giro izquierdo en San Martín) y se ensancharán 11 de los existentes. También se contempla la creación de una vía directa entre Acceso Norte, San Martín y Acceso Oeste.

En el tramo Acceso Norte-Avenida Lugones, las obras serán para ampliar y mejorar la curva de vehículos pesados en el distribuidor Acceso Norte, construcción de un tercer carril en la rama de pesados, ensanche del puente de la calle Grecia y ferrocarril Mitre, ampliación del distribuidor de avenida Del Libertador y modificación del ingreso a Lugones, mejorando el radio de curva.

En la autopista Riccheri las obras consisten en la construcción de una segunda calzada de dos carriles de acceso a Cañuelas, un puente sobre la ruta provincial 6 y calles colectoras; ramas de enlace entre esa ruta y Acceso Cañuelas, y remodelación de la rotonda en acceso a Cañuelas en la intersección con la Ruta Nacional 205. La iniciativa incluye la construcción de calzadas de ingreso y egreso en el Peaje de Tristán Suárez y la calle colectora pavimentada; modificación de la Ruta Nacional 52 en el acceso a Ezeiza, y rama de ingreso con peaje al Mercado Central.

Compartir: 

Twitter
 

Imagen: Pablo Piovano
 
ECONOMIA
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.