ECONOMíA › LA CENTRAL FABRIL LLEVARá SU PROPIO PROYECTO PARA DISTRIBUIR GANANCIAS

Utilidades sí, balances no

La sola idea de tener que abrir los números a la opinión de los sindicalistas los exaspera. La UIA reaccionó duramente a ese aspecto del proyecto Recalde y lo resistirá. Por eso, presentará su propio proyecto de distribución de ganancias.

 Por Cristian Carrillo

Tras rechazar el debate de comisión convocado por la Cámara de Diputados acerca del proyecto de ley de participación de los trabajadores en las ganancias empresarias, la Unión Industrial confirmó que en “algún momento” irá, pero con “propuesta propia”. El equipo legal de la entidad que conduce Héctor Méndez delinea por estas horas un proyecto alternativo de reparto de utilidades que contempla la discusión por sectores, bajo el amparo del convenio colectivo de trabajo. La intención de los popes fabriles es evitar que los gremios accedan a los balances de sus empresas. Así lo informó ayer Méndez, acompañado por el secretario de la UIA, José Ignacio de Mendiguren, y el vice, Federico Nicholson, quienes presentaron los detalles de la próxima Conferencia Industrial que se desarrollará el 18 y 19 de noviembre. Según detallaron, el evento tendrá un carácter más político. “Les damos espacio a los representantes de los principales partidos políticos y la idea es obligarlos a que definan sus plataformas económicas para el sector”, dijo De Mendiguren.

“(Al Congreso) vamos a ir cuando tengamos las cosas resueltas. La agenda de la Unión Industrial la marca la Unión Industrial”, respondió contundente el titular de la UIA a este diario. El empresario del sector plástico reconoció que la entidad fabril tiene desde el principio “posición tomada”. “Nos hubiesen llamado antes. No es posible que nos violen y después nos pidan disculpas”, sostuvo Méndez en referencia a la invitación que recibió del diputado (FpV) Héctor Recalde para debatir el proyecto en la Comisión de Legislación del Trabajo del Congreso.

Representantes de la UIA, junto a sus pares del resto de las cámaras que integran el denominado Grupo de los Seis (G-6), decidieron no asistir al convite y solicitaron una prórroga para analizar la propuesta. Sin embargo, tal como anticipó este diario, varias cámaras pusieron a sus abogados a trabajar para encontrar un hueco legal que haga naufragar la propuesta, al tiempo que diseñaban una propuesta. “En algún momento iremos al Congreso, con nuestra propuesta, con la de todos los empresarios”, dijo Méndez. El proyecto de la UIA toma características del modelo utilizado en Brasil. La idea es que cada sector discuta con su sindicato esta mejora en las condiciones, dentro del convenio colectivo.

Los directivos de la Unión Industrial se mostraron a favor de un reparto de utilidades, tal como establece la Constitución, aunque al momento en que se conoció la iniciativa, Méndez comparó a la Argentina con Cuba. Ahora, el establishment empresario puso el grito en el cielo contra el proyecto de Recalde por establecer la obligatoriedad de que los trabajadores accedan a los números de sus compañías. “Más que una ley de redistribución es una ley de cogestión sindical. Nunca vi que una empresa presente un balance, lo aprueben las autoridades, las auditorías, la AFIP, las Bolsas de Comercio, pero tenemos también que someterlo a la petición del sindicalismo. Y si a éste no le parece como está el balance, le genera un juicio a la empresa”, sostuvo De Mendiguren.

Los empresarios también criticaron los dichos del día previo del titular de la Confederación General del Trabajo (CGT), Hugo Moyano, sobre la necesidad de que las empresas blanqueen sus números. “Fue una gran afrenta al sector, a los trabajadores empresarios, a los profesionales que nos auditan y miran los balances y a la AFIP, que parecería ser así cómplice de nosotros”, dijo Méndez. “Nosotros no hacemos bloqueos y piquetes para imponer nuestras opiniones, tratamos de ponerlas en la mesa para negociarlas”, agregó.

Si bien reconocieron que el diálogo con el líder cegetista no está cortado, llama la atención la ausencia de la pata gremial en la Conferencia. “Siempre está presente, pero ahora no están por problemas de espacio: se privilegió la exposición de los partidos políticos”, sostuvo el secretario de la entidad. En ese sentido, se destaca el panel que compartirán la titular de la Coalición Cívica, Elisa Carrió; el de la UCR, Ernesto Sanz, y al que fue invitado el ex presidente Néstor Kirchner. “Con el Peronismo Federal es más difícil, y no sabemos a quién van a mandar”, ironizaron. El cierre estará a cargo de la presidenta, Cristina Fernández, mientras que el jefe de Gobierno porteño, Mauricio Macri, hablará en la apertura. También estarán los ministros de Economía, Amado Boudou, y de Industria, Débora Giorgi.

Compartir: 

Twitter
 

“En algún momento iremos al Congreso, pero con nuestra propuesta, la de todos los empresarios”, afirma la UIA.
Imagen: Sandra Cartasso
 
ECONOMíA
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.