ECONOMíA › PUJA POR LAS COMISIONES QUE COBRAN LAS ENTIDADES FINANCIERAS

Los súper versus los bancos

Las principales cadenas dejaron trascender ayer en una reunión con Moreno que evalúan lanzar una tarjeta de crédito propia y dejar de aceptar Visa y Mastercard. Es por los altos costos financieros que les cobran los bancos.

La Asociación de Supermercados Unidos (ASU), que agrupa a los principales centros de venta del país, le comunicó ayer al secretario de Comercio Interior, Guillermo Moreno, que está trabajando en el lanzamiento de una tarjeta de crédito propia. Si bien muchas cadenas de supermercados ya tienen sus tarjetas de crédito, la entidad pretende crear una herramienta común a todos sus asociados. Los empresarios le dijeron a Moreno que así pretenden dejar de aceptar las tarjetas Visa y Mastercard. El nuevo mecanismo de pago, sostuvieron desde ASU, también podría ser incorporado por los supermercados del interior y algunas estaciones de servicio. La iniciativa de los supermercadistas se enmarca en una histórica puja con las empresas de tarjeta de crédito. Según sostienen los retailers, la creación y utilización difundida de sus propios plásticos permitirá reducir los costos financieros del 3 por ciento actual a 1 por ciento, un ahorro que resulta clave en el contexto actual de congelamiento de precios.

En “la escuelita”, como llaman la veintena de empresarios del sector cárnico y del comercio a la ya clásica reunión de los viernes a la mañana a la que asisten en la dependencia que dirige Moreno, la entidad ASU –donde se encuentran Coto, Carrefour, Jumbo, Disco, Monarca, entre otros– le informó al funcionario su proyecto que le permite reducir costos. No obstante, la iniciativa todavía no está cerrada y puede ser que los supermercadistas hayan dejado trascender la noticia para forzar a Visa y Mastercard a bajar el porcentaje que les cobran en la actualidad con el concepto de costos financieros. La disputa entre ambos sectores empresarios no es novedosa, pero sí el hecho de que los supermercadistas deslicen la posibilidad de unificar sus iniciativas para dejar de aceptar los plásticos emitidos por Visa y Mastercard, situación que significaría un cambio radical para muchos clientes acostumbrados a pagar la cuenta del súper con la tarjeta de sus propios bancos.

En el encuentro con Moreno también se analizó la evolución del acuerdo de precios. Los presentes coincidieron en que hasta el momento la iniciativa viene funcionando y atribuyeron las críticas de algunos medios de comunicación a una represalia por la decisión de dejar de publicar en los diarios los avisos con las clásicas ofertas del fin de semana. Moreno dejó trascender nuevamente que vería con buenos ojos si los súper continúan con esta política de congelamiento más allá del 1º de abril, como ya había insinuado hace quince días, pero todavía no se resolvió nada definitivo sobre ese punto.

Compartir: 

Twitter
 

Con una tarjeta de crédito propia los súper pueden bajar los costos financieros de 1 a 3 por ciento.
 
ECONOMíA
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2021 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.