ECONOMíA › LAS TERMINALES AUTOMOTRICES TUVIERON UN CRECIMIENTO DEL 37 POR CIENTO EN ABRIL

La producción se subió a la autopista

Las fábricas de autos experimentaron el mes pasado su mejor momento del año, con una fuerte escalada en los niveles de actividad, exportaciones y ventas al mercado interno. La expectativa del sector es superar los records de 2011.

Traccionada por las exportaciones a Brasil y el dinamismo del mercado interno, la producción nacional de autos en abril creció en forma anual un 37,8 por ciento. Fueron en total 75.496 unidades fabricadas por las terminales radicadas en el país. En ese período, colocaron en el exterior 40.864 vehículos, mientras que vendieron 33.283 a concesionarios locales, que registraron el mes pasado un buen rendimiento (ver aparte). En relación con la producción de marzo, las terminales mostraron una reducción del 4,5 por ciento, mientras que en los cuatro primeros meses del año el avance llega al 15 por ciento, con una producción de 251.499 unidades. En el año la fabricación de autos superaría el record de 2011.

Al igual que en el caso de los concesionarios, abril fue el mejor mes del año para las terminales, si se mide por la comparación con 2012. Previo al avance del 37,8 por ciento del mes pasado, en marzo el crecimiento fue del 16,8, en febrero hubo una baja del 2,3, mientras que enero mostró una suba de 4,9 por ciento. En los 20 días hábiles del mes, la producción diaria en abril fue de 3770 unidades. Los automóviles, que explican la mayor parte del mercado, crecieron 33,3 por ciento en forma anual, mientras que las subas de los vehículos utilitarios y los pesados fueron del 14,9 y 79,6 por ciento, respectivamente.

El elemento distintivo en abril fue la presión positiva del mercado interno, que demandó un 30,1 por ciento más autos que el año pasado. Del total vendido a los concesionarios, 52.250 unidades provinieron de otras filiales de las automotrices, fundamentalmente Brasil, aunque también México, Estados Unidos y Europa. La producción de las terminales nucleadas en Adefa, que publicó ayer su informe mensual, llegó a 75.496 unidades.

Las exportaciones crecieron 34,2 por ciento interanual en abril, ya que se vendieron 40.864 unidades, lo que continúa la tendencia positiva de marzo, cuando la suba fue del 43,1 por ciento. Del total vendido al exterior, el 86,8 por ciento se dirigió a Brasil, seguido, a mucha distancia, por Europa, Colombia, México y Chile. Uno de los factores que explica el dinamismo de las ventas argentinas en el mercado brasileño es la reducción del IPI, que recae sobre los bienes industriales, beneficio que el gobierno del país vecino decidió extender a los autos producidos en Argentina. Las colocaciones a Brasil llegarían en el año a 395 mil unidades, una suba del 16 por ciento. Un mercado que mejorará sus pedidos es México, a partir del nuevo acuerdo de regulación del intercambio comercial negociado por los gobiernos de ambos países.

“El crecimiento acumulado del orden del 14 por ciento en materia de producción y exportación acompaña las estimaciones iniciales del sector que se orientan a acercarse a los niveles 2011”, señaló el presidente de Adefa y titular de Fiat Argentina, Cristiano Rattazzi. En el sector proyectan una producción total para este año de 845 mil unidades, lo que supone una suba interanual del 10,5 por ciento. Abeceb.com destaca que las terminal más activa en los primeros meses del año es Fiat, que está muy ligada al mercado brasileño y busca superar el nivel de producción de 2011. La buena aceptación de la nueva camioneta Ranger impulsa la producción de Ford, que prepara para el segundo semestre el lanzamiento del nuevo Focus. También se destaca el desempeño de Honda, que está fabricando 65 unidades diarias, Mercedes Benz y Toyota.

El sector automotor es el más deficitario en términos de divisas entre la manufactura local. Eso genera preocupación en el Gobierno, que procura impulsar, sin resultados claros, al sector autopartista para incrementar la integración de partes nacionales en los autos ensamblados por las terminales. El año pasado, el déficit del complejo automotor (autos y autopartes) llegó a 6815 millones de dólares, de los cuales 1500 millones se explican por el intercambio con Brasil. Los autos terminados registraron el año pasado un superávit de 1500 millones, a diferencia del déficit de 8315 millones en autopartes.

Compartir: 

Twitter
 

La fabricación de vehículos registra un alza del 15 por ciento en lo que va del año.
Imagen: AFP
 
ECONOMíA
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.