ECONOMíA › EVOLUCIóN DEL SECTOR EXTERNO EN EL PRIMER TRIMESTRE DEL AñO. LEVE DéFICIT DE LA CUENTA CORRIENTE

Otro paso en la reducción de la deuda

La balanza de pagos en los primeros tres meses de este año muestra equilibrio en las cuentas externas obtenido a partir del resultado del nuevo régimen de administración y control de acceso a la moneda extranjera. Freno a la fuga.

El informe del Indec del balance de pagos precisó que la deuda externa fue de 139.137 millones de dólares en el primer trimestre de 2013, una reducción de 2159 millones de dólares respecto del trimestre anterior. Otra cifra relevante fue que el saldo de la cuenta corriente fue negativo en 2380 millones de dólares. Ese desempeño fue compensado en parte por un superávit de 1261 millones de dólares en el frente financiero. A partir de esos resultados de las operaciones con el sector externo, las reservas internacionales del Banco Central cerraron en 40.446 millones de dólares en marzo, disminuyendo 2583 millones de dólares respecto de diciembre de 2012.

El resultado del intercambio de bienes con el resto del mundo acumuló 2006 millones de dólares en los primeros tres meses del año, 36,2 por ciento menos en relación con el mismo período de 2012. Las exportaciones fueron de 17.376 millones de dólares, ubicándose algo por debajo de los 17.826 millones de dólares del año pasado. Eso se debe a una menor liquidación de productores de trigo, explicado por malas condiciones climáticas que afectaron su cosecha. También a la menor exportación de combustibles, un recurso que pasó a ser una prioridad del mercado. Las importaciones fueron de 15.370 millones de dólares, aumentando 4,6 por ciento respecto del mismo período del año anterior. Ese desempeño se explicó por el rubro energía, que subió 57 por ciento. Además, las compras de bienes de consumo registraron un incremento del 11 por ciento. Este comportamiento se explica por dos motivos. El primero es que el Gobierno intentó cierta moderación de los precios locales a partir de la apertura a la competencia internacional, que en muchos casos vende sus productos a precios de remate debido a la crisis de las potencias maduras. El segundo es que hubo una compensación para los supermercados que aceptaron el acuerdo-congelamiento de precios, aprobando el ingreso de algunos bienes de consumo de lujo que dejan un margen de beneficios mayor en la comercialización.

A diferencia del intercambio de mercancías, el renglón de servicios fue deficitario en 1575 millones de dólares en el primer trimestre, al aumentar la salida de divisas por este concepto en 475 millones de dólares respecto del mismo período del año anterior. Eso se debe a una mayor salida de turistas argentinos al mundo, justo en los primeros meses del año, cuando adquiere relevancia el período vacacional y la crisis global reduce el ingreso de visitantes extranjeros.

La cuenta rentas también marcó un rojo de 2736 millones de dólares en el acumulado de los primeros tres meses del año, menor a los 3160 millones de dólares que habían salido por este renglón en el mismo período del año anterior. Ese desempeño se explica a partir de dos frentes. Uno es el menor pago de intereses de deuda. El otro es la reducción de las ganancias de multinacionales giradas al exterior. Si bien en el informe del Indec se observa esa menor remisión de utilidades, el efecto adquiere otra dimensión cuando se revisa el balance cambiario del Banco Central. Ese documento no utiliza un criterio de devengados (movimientos pautados con anterioridad) como el Indec sino que anota las operaciones que efectivamente se realizaron. Así, los beneficios dolarizados que salieron del país en el primer trimestre fueron de apenas 155 millones de dólares, la mitad que en el mismo período de 2011, cuando había menor control sobre las cuentas externas. Esto muestra la efectividad de las negociaciones del Gobierno con las firmas extranjeras para que moderen la salida de excedente y apunten a un proceso de reinversión.

También en el caso de la cuenta capital y financiera, esa administración de la economía evidencia resultados favorables para frenar la fuga de divisas. El documento del Indec dice que “la formación de activos del sector privado no financiero se redujo 79 por ciento en el primer trimestre del año respecto del mismo período del año anterior”.

Informe: Federico Kucher.

Compartir: 

Twitter
 

El intercambio de bienes registró un aumento de importaciones en el primer trimestre.
 
ECONOMíA
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.