ECONOMíA › EL GOBIERNO AMPLIó A 5000 MILLONES DE DóLARES LA EMISIóN DE UNA NUEVA SERIE DEL BONAR 2020

Bandera de largada para el plan deuda

El equipo económico lanza hoy al mercado local un bono en dólares con vencimiento en cuatro años. El mismo instrumento será ofrecido en canje por el Bonar X, que vence en 2017. Es parte del plan de financiamiento que multiplicará la deuda del Estado.

El gobierno de Mauricio Macri ya tiene todo listo para su primera emisión y refinanciación de títulos públicos en moneda extranjera, en lo que será el puntapié oficial de su anticipada política de endeudamiento. El Ministerio de Hacienda y Finanzas decidió quintuplicar la emisión de Bonar 2020, que en un principio iba a ser de 1000 millones de dólares, pero finalmente será de 5000 millones, según fue publicado ayer en el Boletín Oficial. La urgencia del oficialismo ante el incumplimiento de cerealeras y aceiteras, que no liquidan los dólares comprometidos, y las trabas que impone el litigio entre el país y los fondos buitre para salir a emitir deuda en los mercados internacionales los obliga a elevar la pretensión en instrumentos locales para captar fondos frescos que permitan apuntalar las reservas. A esto se suma la oferta de un canje por estos bonos para aquellos tenedores de Bonar X, que vencen el año próximo, con el objetivo de estirar plazos, pero en condiciones peores para el Estado.

Desde su asunción, el equipo económico jugó todas sus fichas a seducir a dos sectores concentrados, agroexportador y financiero, con el objetivo de obtener las divisas para sortear la restricción externa. En el caso de los exportadores de granos, el gobierno aplicó una eliminación total de las retenciones, salvo para la soja que se redujo de 35 a 30 por ciento, previo a un ajuste de más de 40 por ciento en el tipo de cambio. El compromiso de los 400 millones de dólares diarios no se cumple y el sector ingresa menos de la mitad (175 millones diarios). En el sector financiero además se negoció un préstamo de corto plazo con cinco grandes bancos extranjeros por unos 8000 millones de dólares, que finalmente rondarán entre 5000 y 6000 millones. Esta operación dependerá también de un acuerdo con los fondos buitre para que no lo embarguen.

Sin estos canales, que el macrismo había dado por seguros en las primeras semanas de enero, Hacienda pretende aprovechar la colocación de papeles locales –aunque podrán adquirirlos bancos extranjeros– para financiar la espera. La ampliación original de los Bonar 2020, anunciada la semana pasada, era por 1000 millones de dólares, que podía sea ampliable según la demanda que reciba la operación. Sin embargo, un día antes de que se concrete la negociación, se decidió aumentar ese piso hasta 5000 millones de dólares.

Los Bonar 2020 fueron emitidos originalmente en octubre de 2015. El gobierno de Macri justificó esta ampliación aduciendo que es conveniente dentro de la estrategia financiera, lo mismo que canje del Bonar X. Este último título, que vence el año próximo, pagaba una tasa del 7 por ciento. Con el canje se ganan tres años, pero se suma un punto de tasa.

Según la resolución de las Secretarías de Hacienda y de Finanzas, se estableció además que deberán afectarse a las imputaciones presupuestarias del corriente ejercicio el monto emitido y no colocado durante 2015 de estos bonos, por un total de 681,48 millones de dólares. Estos se colocarán junto a los 5000 millones de nueva emisión. En el caso del canje, la relación que se ofrecerá será fija, de 96 dólares de valor nominal del Bonar 2020 por cada 100 dólares de Bonar X. Se entregará junto al nuevo bono una suma en efectivo por los intereses devengados a la fecha de liquidación de la operación, de 1,94 dólares por cada 100.

Compartir: 

Twitter
 

Alfonso Prat-Gay, ministro de Hacienda y Finanzas, no consigue que las cerealeras liquiden lo prometido.
Imagen: Leandro Teysseire
 
ECONOMíA
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.