ECONOMíA

Siguen soplando vientos a favor del repunte en la actividad industrial

La producción industrial creció en enero 3,2 por ciento en relación con diciembre y fue 12 por ciento superior a la de enero del año pasado. El 90 por ciento de los empresarios no prevé contratar más personal.

Los vientos de la reactivación siguen soplando. En enero, la producción industrial se incrementó, en términos desestacionalizados, un 3,2 por ciento en relación con diciembre y fue un 12 por ciento superior a la enero de 2003. Editoriales e imprentas, automotor y construcción son los sectores que lideraron la expansión de la industria durante el primer mes del año. A futuro, según se desprende de la encuesta cualitativa que releva el Indec, todavía son más los empresarios que siguen creyendo que el aumento de las ventas continuará. Sin embargo, el 90 por ciento de los consultados no espera incorporar más personal.
De acuerdo con el Estimador Mensual Industrial (EMI) del Indec, la única rama que registró una caída –del 6,8 por ciento– en enero, relación con igual mes del año pasado, fue la fabricación de cigarrillos. En cambio, la actividad de las terminales automotrices, que tiene una gran incidencia en el EMI, aumentó 40,8 por ciento.
La producción de papel y cartón presentó una mejora del 13 por ciento, mientras que la actividad de editoriales e imprentas creció nada menos que un 46 por ciento comparado con un año atrás. Otro sector que aceleró su reactivación fue la construcción: la fabricación de cemento aumentó casi 17 por ciento y la producción de materiales para la construcción un 25 por ciento.
La producción de la industria alimenticia, en tanto, se incrementó en promedio el 7,2 por ciento, destacándose las subas del 18,8, 13,6 y 9,8 por ciento en carnes rojas, carnes blancas y lácteos, respectivamente.
El complejo textil verificó en enero una mejora promedio de sólo el 2,5 por ciento, pero dentro de éste se registró una fuerte suba, del 40 por ciento, en la producción de fibras sintéticas y artificiales.
En cuanto al resto, sobresale el aumento del 16 por ciento de la producción metalmecánica, asociada en buena medida al crecimiento automotriz, y la suba del 12 por ciento de los productos de caucho y plástico. Por el contrario, la refinación de petróleo se incrementó sólo 4 por ciento.
Sin embargo, las refinadoras de petróleo ya venían trabajando al 90,8 por ciento de su capacidad instalada, un nivel altísimo si se tiene en cuenta que el promedio con el que operó la industria en enero fue del 65,6 por ciento.
Otros sectores que están trabajando por encima del promedio de capacidad instalada de la industria son metales básicos, 86 por ciento; papel y cartón, 84 por ciento; edición e impresión, 75,3 por ciento; químicos, 74,6 por ciento; alimentos y bebidas, 71,9; cigarrillos, 69,9 y textiles, 69,4 por ciento. En la mayoría de estos sectores, según los expertos, en los próximos meses serían necesarias nuevas inversiones para expandir sostenidamente los niveles de producción.
En cambio, el sector automotor ostenta el menor índice de utilización de su capacidad instalada, tan sólo 18,5 por ciento, lo cual marca que todavía falta un largo camino por recorrer para alcanzar los niveles de actividad de los mejores tiempos de la convertibilidad.
Otra variable que muestra que la reactivación goza de buena salud es el llamado “indicador de tendencia-ciclo” que, en teoría, anticipa en seis meses la marcha de la actividad económica. Dicho indicador no sólo sigue siendo positivo, sino que en enero se incrementó (0,9 por ciento) en relación con diciembre.
De la encuesta cualitativa que releva el Indec, que mide las expectativas de los empresas, se desprenden las siguientes conclusiones:
u El 55,8 por ciento no espera cambios en la demanda interna, el 31,1 por ciento prevé una suba y el 13,1 por ciento, una baja.
u Algo similar ocurre con las exportaciones: el 50,8 por ciento estima que se mantendrán constantes durante febrero, el 32,8 por ciento anticipa una suba y el 26,4 por ciento opina que disminuirán.
Sin embargo, no todas son buenas noticias. El 90,8 por ciento de los empresarios encuestados no planea agrandar su dotación de personal, el 1,6 por ciento prevé reducirla, y sólo el 8,1 por ciento vislumbra un aumento.

Compartir: 

Twitter
 

Editoriales e imprentas, automotor y construcción lideraron la expansión.
 
ECONOMíA
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.