EL MUNDO › CATALUÑA

Espionaje político

Un grave caso de espionaje político puso ayer bajo sospecha generalizada a los partidos de Cataluña, mientras el gobierno local aseguró que no descarta que el estallido del escándalo esté vinculado con sus planes separatistas. La “caja de Pandora” del espionaje, que en las últimas horas salpicó también a los grandes partidos de España, fue destapada a raíz de una grabación relacionada con el caso de evasión fiscal en el que está implicado Jordi Pujol Ferrusola, el “número dos” de Convergencia i Unió (CiU), el partido del presidente catalán, Artur Mas. Hace unos días se supo que la líder del Partido Popular de Cataluña (PPC), Alicia Sánchez Camacho, fue espiada el 7 de julio de 2010 durante un almuerzo con María Victoria Alvarez, ex novia de Pujol Ferrusola, cuando ésta le contó lo que dos años después denunció ante la policía y la Justicia en relación con el supuesto blanqueo de capitales del hijo primogénito del ex presidente Jordi Pujol. El espionaje fue atribuido por el diario español El Mundo a la agencia de detectives Método 3. Pero en medio del revuelo político se supo que ese caso no era un hecho aislado, sino que esa agencia habría recibido durante años encargos de partidos políticos de toda España. Según el diario El País, tanto el Partido Socialista (PSOE) como el Partido Popular (PP) –y en mayor medida los dirigidos por el actual presidente español, Mariano Rajoy– encargaron trabajos a la agencia de detectives, que no sólo espió a políticos sino también a empresarios, jueces, fiscales y periodistas. Entre los clientes figuran medios de comunicación.

Compartir: 

Twitter
 

 
EL MUNDO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.