EL MUNDO › BRUSELAS DESMINTIó QUE FUERA A REDUCIR EL PRESUPUESTO PARA BECAS EDUCATIVAS

Alerta en España por un recorte europeo

La controversia surgió luego de que fuentes del Ministerio de Educación peninsular explicaran que un cambio de criterio de la Comisión Europea podría reducir de 40.000 a 20.000 los españoles becados. Bruselas lo niega.

Con un tono crítico y por demás virulento, Bruselas calificó ayer de basura las informaciones supuestamente difundidas desde el Partido Popular (PP) sobre los fondos europeos destinados a estudiantes españoles del programa Erasmus. La controversia entre el organismo europeo y la administración del PP surgió luego de que fuentes del Ministerio de Educación peninsular explicaran a la prensa española que un cambio de criterio de la Comisión Europea (CE) a la hora de repartir los fondos podría reducir a la mitad la cantidad de españoles becados, que pasarían de 40.000 a 20.000. El vocero de Educación de la CE, De-nnis Abbott, negó con firmeza tales afirmaciones y aseguró que España recibirá un 4,3 por ciento más de presupuesto europeo para el programa, hasta alcanzar los 53,4 millones de euros (más de 70 millones de dólares). También afirmó que la estimación es que los fondos crezcan en un 60 por ciento hasta el año 2020. El presidente del Ejecutivo, Mariano Rajoy, consideró que el entredicho se debió a un malentendido.

Según Abbott, las declaraciones que sugieren un recorte de los fondos y una reducción a la mitad de los estudiantes Erasmus españoles debido a los nuevos criterios son totalmente falsas, durante la rueda de prensa diaria de la CE. El Ministerio de Educación español adelantó anteayer a las comunidades autónomas en la Conferencia General de Política Universitaria que el organismo europeo estudiaba la posibilidad de implementar nuevos criterios para repartir los fondos del programa Erasmus, teniendo en cuenta población de cada país y no su número de universitarios.

Un día después y a través de un comunicado, desde el Ministerio de Educación español salieron ayer a bajarle el tono a la polémica. Aseguraron que el titular de esa cartera, José Ignacio Wert, no dijo que se fueran a recortar los fondos europeos para el programa Erasmus y que, por lo tanto, las declaraciones del portavoz de la CE carecen de sentido al estar basadas en “premisas falsas”.

Asimismo, el ministerio sostiene que al modificarse los criterios de la Unión Europea para el reparto de fondos, el número de becarios españoles afectados al programa Erasmus podría verse afectado “a cambio de un sustancial aumento de los fondos que recibe cada uno”. Erasmus permite a los universitarios europeos continuar sus estudios en otro centro de Europa. Para ello, en España reciben ayudas económicas de Bruselas, del gobierno peninsular y, en algunos casos, de la región a la que pertenece la universidad. Sin embargo, las becas otorgadas por este programa, de las que se benefician cada año unos 40.000 universitarios españoles, se han convertido en una espina para el ministro de Educación español, uno de los funcionarios más polémicos y de los peor valorados en el gobierno conservador de Rajoy.

Hace unos días, Wert tuvo que salir a rectificarse por la presión política y social que pesaba sobre su cartera en particular, y sobre el gobierno del PP en general, luego de que anunciara que la beca estatal sólo se otorgaría a los participantes del programa que fueran beneficiarios de otras becas generales concedidas por nivel de renta.

El presidente del gobierno, Mariano Rajoy, salió una vez más a darle un fuerte respaldo a Wert. “El ministro de Educación tiene el pleno y total apoyo del presidente del gobierno”, dijo Rajoy en el palacio del Elíseo, en París, después de concluir una cumbre sobre el empleo juvenil de los jefes de Estado y primeros ministros de la Unión Europea, consignó ayer el diario El País.

Según el diario español, Rajoy insistió en que la tarea del ministro es fundamental porque lleva adelante la reforma de la educación, que es “una de las más importantes” de toda la legislatura. El mandatario insistió en que la educación tiene serios problemas y por eso defendió los planteos del ministro. “El anuncio (del ministerio español) nos toma completamente por sorpresa”, consideró Abbott, quien recordó además que “sí es cierta la entrada en vigor de nuevos criterios de reparto para Erasmus”, tal como se bautizó al programa europeo de movilidad de estudiantes para 2014-2020.

El funcionario aseguró que esos nuevos criterios habían sido propuestos por la CE en 2011 y acordados de forma unánime por los Estados miembros, incluyendo España: se basan, principalmente, en la población total de los Estados miembros. “España está en una muy buena situación bajo la nueva distribución presupuestaria, ya que es el quinto país de la UE en términos de población y en 2014 recibirá la cuarta mayor contribución del programa Erasmus, cerca de 124 millones de euros”, explicó Abbott.

Además, ese monto se complementará con el tercer mayor aporte de toda la UE destinado a “movilidad en la enseñanza superior”. Se trata de unos 53 millones de euros concedidos en función del número de participantes en programas precedentes, un criterio que se mantiene dentro del nuevo sistema. España fue el país que más estudiantes Erasmus envió al exterior durante el curso 2012-2013. Fueron unos 40.500, cifra que se logró “gracias a la cofinanciación” de las autoridades españolas, subrayó Abbott.

Compartir: 

Twitter
 

Las cajas contienen 200.000 firmas de estudiantes españoles para “salvar” las becas.
Imagen: EFE
 
EL MUNDO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.