EL MUNDO › AMPLIO TRIUNFO DEL ACTOR EN
LAS ELECCIONES PARA GOBERNADOR DE CALIFORNIA

Hasta la vista, baby, dijo Schwarzenegger

Las encuestas de boca de urna mostraban anoche una contundente derrota del gobernador Gray Davis y un triunfo del actor Arnold Schwarzenegger, en unas elecciones inusuales en California. Votó el 65 por ciento del electorado, la participación más alta de la historia en el Estado.

El Terminator terminó con Gray Davis. En una histórica jornada, con la cifra más elevada nunca antes registrada en las elecciones a gobernador, las bocas de urna daban una fuerte derrota para el hasta hoy gobernador de California y un triunfo por amplio margen para el actor y fisicoculturista republicano. Crus Bustamante, vicegobernador demócrata, parece haber sido arrastrado por la impopularidad de su jefe. En entrevistas que realizó el diario The New York Times a media tarde local, los votantes le bajaban el pulgar a Davis.
Sonriente y relajado, Schwarzenegger votó en la mañana en el exclusivo barrio de Pacific Palisades (oeste de Los Angeles) acompañado por su mujer, Maria Shriver. “Quiero agradecerles por seguir la campaña”, dijo al abandonar el recinto. “Ahora está en las manos de Dios. Trabajamos duro”, señaló refiriéndose a la complicada y colorida campaña electoral convocada con el fin de destituir al gobernador de su cargo.
Bromeando con los periodistas y fotógrafos congregados en el lugar, el actor republicano dijo que tuvo que ponerse los lentes para leer la boleta de votación pero que no tuvo problemas para “encontrarse”, ya que buscó “el nombre más largo” en la lista de 135 candidatos que no estaban ordenados alfabéticamente. Al ser interrogada sobre si las mujeres apoyarían a su esposo tras la seguidilla de acusaciones sobre su “dudoso” comportamiento con las mujeres, su esposa Maria Shriver se apresuró a decir que “claro que sí”. Por su parte, el presidente estadounidense George W. Bush señaló a hora temprana que, de ser elegida la estrella de Holly-wood, trabajará junto a él para levantar la alicaída economía del estado. Schwarzenegger era el favorito, tras registrar 36 por ciento en las últimas encuestas, pero estos sondeos indicaron también que el número de votantes que deseaba destituir a Davis disminuyó a 44 por ciento durante los días en que el actor era objeto de denuncias sobre su laxo pasado.
El principal rival de Arnold en la contienda, el propio gobernador Davis, votó también de mañana en pleno centro de Los Angeles, en el barrio de West Hollywood, acompañado por su mujer, Sharon Davis. “Si los californianos son lo suficientemente buenos para dejarme en el cargo, con toda mi alma y corazón trabajaré para regresar a California donde estaba y la voy a sacar adelante”, señaló, visiblemente tranquilo. “Gracias a los californianos por dejarme participar en estas elecciones”, dijo el gobernador, acusado de haber herido a la quinta economía mundial con un déficit fiscal de 38.000 millones de dólares. El segundo candidato en la carrera para reemplazar al gobernador, su vicegobernador Cruz Bustamante, quien llegó a las elecciones con 29 por ciento de apoyo en las encuestas, votó en el barrio de Elk Grove en Sacramento.
En unas elecciones tan peculiares como estas no faltaron las notas carnavalescas proporcionadas por los propios candidatos, como fue la presencia del editor pornográfico Larry Flynt, en su ya popular silla de ruedas de oro, o la de la actriz porno Mary Carey. “Votaré no a la destitución y a mí como candidata”, subrayó Carey posando para las cámaras en su top rosa y una falda corta.
Todas las mesas electorales manifestaron su sorpresa por el gran número de votantes, que en algunos casos hacían cola para votar. Ayer, los distritos electorales de California ya habían comenzado a contabilizar los 2,1 millones de votos “en ausencia” enviados por correo en las semanas previas. Además, en seis distritos que reúnen el 44 por ciento de los electores, las máquinas para recontar los votos eran viejas, como las que desataron el caos en las elecciones presidenciales de 2000 en Florida. O sea, muchos californianos tuvieron que votar mediante un sistema de perforación de boleta.
Varios analistas mencionaban incluso la posibilidad de un recuento de votos o un desafío judicial si los resultados de los comicios resultan muy reñidos. Los distritos tienen 28 días para presentar el recuento de sus votos. Luego, el gobierno en Sacramento dará a conocer el resultado final oficial. Con esto, el nuevo gobernador podría asumir el cargo como muy temprano a mediados de noviembre.

Compartir: 

Twitter
 

 
EL MUNDO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.