EL PAíS › LANZAN HOY LA NUEVA FORMA DE PAGO DE LOS PLANES

La tarjeta de los desocupados

En Gobierno explican que la iniciativa aumentará en un 20 por ciento el poder de compra de los beneficiarios de planes gracias a la devolución del IVA. Los piqueteros, que antes se oponían, ahora ya no se quejan.

 Por Laura Vales

Sin el rechazo que recibió en otro momento por parte de las organizaciones piqueteras, el Gobierno presentará hoy una tarjeta magnética para el cobro de los planes Jefas y Jefes de Hogar. El sistema permitirá a los desocupados extraer en efectivo los 150 pesos del subsidio de los cajeros automáticos o usar la tarjeta para hacer compras y recuperar el IVA en su totalidad. No convertirá a los beneficiarios en clientes del banco, ya que no se abrirán a su nombre cajas de ahorro ni cuentas corrientes: funcionará sólo como un mecanismo de débito. La mayoría de los dirigentes piqueteros dice que no se opondrá a la iniciativa, aunque relativiza su utilidad real. El miércoles, en una jornada de lucha nacional, plantearán que el centro de sus preocupaciones “más que tarjeta sí o tarjeta no, es que los planes se universalicen”.
La creación de la tarjeta será anunciada en el Salón Blanco de la Rosada por el presidente Néstor Kirchner, quien estará acompañado por el ministro de Trabajo, Carlos Tomada; por su par de Desarrollo Social, Alicia Kirchner; el secretario de Políticas Sociales, Daniel Arroyo; la titular del Banco Nación, Felisa Miceli, y el jefe de la AFIP, Alberto Abad.
En el Ministerio de Desarrollo Social señalan que una de las principales ventajas del nuevo sistema será aumentar la capacidad de compra de los más pobres. Al usarlo como tarjeta de débito, los Jefes de Hogar obtendrán la devolución del IVA sobre los productos que adquieran. El Estado pagará este reintegro depositando cada mes, junto al del plan, la devolución del IVA del mes anterior. En un ejemplo de máxima: si los 150 pesos se gastan en comercios con la tarjeta, su dueño recibirá al mes siguiente 30 pesos de reintegro.
La nueva modalidad de pago no entrará en funcionamiento de inmediato. Esta semana, cuando vayan a cobrar al banco, los desocupados recibirán un instructivo sobre cómo usar las tarjetas, que se repartirán en junio.
En una primera etapa se implementarán en Rosario, Morón y Florencio Varela. Las localidades fueron elegidas como muestreo del país. Rosario porque es un gran centro urbano. Morón porque es el partido bonaerense mejor provisto de cajeros, con un alto nivel de urbanización. Florencio Varela porque allí hay amplias zonas semirrurales.
En los tres municipios hay casi 100 mil Jefes de Hogar. La extensión del nuevo programa al millón 800 mil beneficiarios del padrón se hará paulatinamente, de aquí a febrero del año que viene.
Las tarjetas serán emitidas por el Banco Nación, que las hará iguales a las de cualquier otro cliente. En la actualidad, el banco cobra un peso con treinta centavos por la administración de cada plan de empleo. La tarjeta no implicará aumentos de la tarifa.
¿Qué opina sobre el cambio?, preguntó Página/12 a los dirigentes piqueteros. “No tenemos oposición. En la medida en que se pueda disponer de todo el efectivo no vemos ningún inconveniente”, respondió Néstor Pitrola, del Polo Obrero. El criterio fue compartido por casi todos sus pares. Pero hubo críticas y dudas. “El ahorro que promociona el Gobierno por la devolución del IVA es en realidad muy restringido. La gente va a recibir como reintegro unos centavos, porque tiene gastos de transporte, de salud, de energía: el precio de la garrafa de gas aumentó un 135 por ciento y la única forma de pagarla es en efectivo. Nadie puede gastar los 150 pesos en un supermercado”, señaló Pitrola.
Para Oscar Kuperman, de la Coordinadora de Unidad Barrial, “hay preocupación por cómo se va a instrumentar donde no hay bancos ni supermercados y la gente cobra en un club social, como es el caso de Presidente Perón”. Roberto Martino, del Movimiento Teresa Rodríguez, rechazó el sistema. “Es simplemente una forma de transferir más ganancias a los bancos. Y va a traer problemas a los pequeños almacenes que son los que hacen que el dinero circule en los barrios”, sostuvo.
En cuanto a si la tarjeta traerá más transparencia, los consultados lo consideraron un razonamiento superficial. La clave del clientelismo,dijeron, es la existencia de punteros con poder para conseguirle un plan al desocupado, o quitárselo cuando les parezca. Si el subsidio se paga en una ventanilla o con una tarjeta no tiene la más mínima importancia.

Compartir: 

Twitter
 

 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.