EL PAíS

El viernes vuelven al paro los enfermeros del Garrahan

Tras la impasse de dos semanas, durante las cuales no se reabrieron las negociaciones con la administración del hospital, la medida de fuerza se realizará el viernes próximo y durará 24 horas.

 Por Laura Vales

Tras dos semanas de impasse, los enfermeros del hospital Garrahan volverán este viernes a hacer un paro de 24 horas en reclamo de un salario básico de 1800 pesos. La continuación de las medidas de fuerza fue decidida ayer, luego de que en estos quince días de tregua no se reabrieran las negociaciones. También hará cese de actividades el Sindicato Unico de Trabajadores y Empleados de la Ciudad de Buenos Aires (Sutecba), mientras que los médicos autoconvocados llamaron a una asamblea para hoy, en la que debatirán cómo sumarse a la protesta. La medida en el Garrahan va a coincidir con un paro nacional de ATE, en todos los hospitales.
El conflicto en el centro pediátrico viene sin solución desde hace más de tres meses. La última oferta del Ministerio de Salud, a principios de agosto, consistió en un aumento salarial del 20 por ciento. Fue aceptada por tres de los cuatro gremios del hospital (Sutecba, UPCN y la Asociación de Profesionales) pero rechazada por la asamblea del personal no médico de ATE, que consideró que el ofrecimiento era desigual: de aplicarse, un camillero recibiría 140 pesos de mejora, un enfermero 210 y un integrante del directorio 1200.
ATE reclama, en cambio, que esa masa salarial se redistribuya. El planteo del gremio es que, de repartirse en partes iguales, cada trabajador podría recibir un aumento de 550 pesos.
Una de las novedades en el empantanado panorama del conflicto es que la dirección del hospital mandó 180 telegramas a los huelguistas, intimándolos a informar qué hicieron el 17, 18 y 19 de septiembre pasado, durante el último paro de 72 horas. Se sobreentiende que las intimaciones implican la apertura de un sumario para aplicar sanciones. Los trabajadores las contestaron señalando que ejercieron su derecho constitucional a hacer huelga. Desde entonces no hubo más movimientos legales.
Antes de los telegramas, en los salarios de agosto, les habían descontado los días no trabajados por sumas que estuvieron entre los 80 y los 500 pesos. Los sueldos fueron completados mediante un fondo de huelga, señaló la delegada Adriana Agüero; la idea de la comisión interna es estar preparada para enfrentar la situación si vuelve a haber descuentos en los haberes de septiembre.
La protesta de esta semana comenzará a las 7 del viernes para prolongarse hasta el sábado a la misma hora. El delegado Carlos Taboada anticipó que el personal de Garrahan va a participar “de la movilización a la plaza de Mayo prevista por la conducción de ATE” durante la jornada de paro nacional.
La marcha saldrá a las 11 de la mañana de 9 de Julio y Belgrano para llegar al mediodía frente a la Casa de Gobierno. La conducción del gremio pide un salario básico inicial de 1100 pesos (el reclamo en el Garrahan es más alto, por un mínimo de 1800) y un sistema integral de salud para todo el país.
El titular de la Asociación, Pablo Michelli, anticipó que la marcha va “a exigirle al presidente de la Nación que revise al ministro que tiene, porque con éste no se están resolviendo los problemas sanitarios”. Michelli criticó a Ginés González García “por su alianza con los organismos internacionales y el Banco Mundial, que se traduce en una política que acota los presupuestos y toma el problema de la prevención como una cuestión secundaria. Eso hace que después”, dijo el dirigente, “las provincias y los hospitales provinciales y municipales queden librados a su política interna, sin que haya un plan nacional. Así vemos, entre otras cosas, cómo el Garrahan y la Casa Cuna están continuamente sobrepasados en su capacidad de atención”.

Compartir: 

Twitter
 

Gustavo Lerer, delegado de los enfermeros del Garrahan.
 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.