EL PAIS

El Corach británico

 Por Diego Martínez

La preocupación sobre las condiciones de trabajo en los pesqueros con licencia de Malvinas sobrevoló fugazmente el Parlamento británico el pasado 4 de marzo, días después de que The Sunday Times informara sobre los nueve taiwaneses y vietnamitas que se habían tirado al mar desde dos barcos cerca de las islas.

–¿Qué apoyo brinda su departamento al gobierno de las Malvinas para combatir la esclavitud moderna en barcos extranjeros que operan en aguas de Malvinas? –le preguntó la legisladora laborista Angela Smith al ministro de Estado británico para América latina, Hugo Swire.

–Las licencias, legislación, regulaciones y el management de la industria pesquera en Malvinas son responsabilidad del gobierno de Malvinas. El gobierno de Malvinas mantiene un riguroso régimen de licencias pesqueras para asegurar a las embarcaciones el más alto estándar posible y para investigar todas las denuncias de abusos en barcos que pescan en aguas de las islas. El gobierno británico está comprometido a abordar el tema de la esclavitud moderna donde sea que exista, en el Reino Unido o alrededor del mundo.

–¿Qué información tiene del número de extranjeros de pesqueros de bandera extranjera desaparecidos en aguas de Malvinas en los últimos cinco años?

–La oficina de asuntos extranjeros no tiene esa información. Esos datos son recolectados por el gobierno de Malvinas, que es responsable de la industria pesquera en Malvinas. Debería contactar al departamento de recursos naturales del gobierno de Malvinas, donde pueden suministrarle esa información.

Compartir: 

Twitter
 

SUBNOTAS
 
EL PAIS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2018 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.