PSICOLOGíA › SOBRE LA CREACION Y LAS MONOTONIAS

Vidas de Chéjov

 Por Miguel Loreti *

“Mi vida pasó y yo no he vivido nada”: con esas palabras se cierra El jardín de los cerezos. Anton Chéjov, su autor, como pocos fue capaz de bucear en lo que Cornelius Castoriadis denominó “insignificancia”, de mostrarla con el poder sintético y evocativo de las imágenes. Chéjov decía que escribía porque la vida de la inmensa mayoría de la gente era mala y monótona y que, mientras lo siguiera siendo, él seguiría escribiendo, hasta que se dieran cuenta, para decirles, para decirnos, una y otra vez, que nuestras vidas son malas y monótonas. Pienso que, un siglo más tarde, Cornelius Castoriadis le hubiera respondido que esa monotonía se debe a que vivimos pegados a un único tono, a que somos incapaces de despegarnos de una única construcción imaginaria.

Esto, diría Castoriadis, ocurre no sólo con la inmensa mayoría de las personas, sino también con la inmensa mayoría de las sociedades, lo cual constituye un hecho en extremo paradójico: esta renuncia a lo que nos es más propio, esta autoenajenación del sentido que nosotros mismos hemos producido, se da en el ser humano, cuya característica es precisamente la capacidad para dotar de sentido. En rigor, es un ser que Castoriadis podría definir como un animal metafórico, no sólo capaz de crear sentido, sino de mudar de sentido. Y esta capacidad de poner lo que no es, de afirmar algo nuevo, proviene de nuestra imaginación desaforada, loca. De ahí viene la capacidad de creación que Castoriadis puso en el centro del quehacer humano, de su antropología. Como individuos y como sociedades somos capaces de crear formas nuevas, tanto como de rechazar lo existente. Porque la creación no es, como decían los románticos alemanes, “un pistoletazo metafísico”, no es una actividad privilegiada, reservada a elites culturales o al “genio”: es lo más propio del ser humano como tal. Y de ese modo compromete a toda la persona, no solamente a nuestras ideas, sino a nuestros afectos y a nuestras pasiones.

* Fragmento del trabajo “Creación y libertad”, incluido en Insignificancia y autonomía.

Compartir: 

Twitter
 

 
PSICOLOGíA
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.