SOCIEDAD › LA MUJER FILMADA AL SER GOLPEADA

“Es muy difícil”

Natalia Riquelme, la mujer que fue golpeada por su ex pareja delante de su hija de cinco años en Bahía Blanca, consideró ayer que la situación que está viviendo “es difícil”, porque aún no cuenta con una resolución de la Justicia que impida el acercamiento del hombre a ella y a su hija. El domingo último, la mujer fue agredida por su pareja y las imágenes de lo ocurrido se difundieron por varios medios nacionales y sitios de Internet, luego de que la joven dijo que realizó “más de 15 denuncias que no prosperaron”.

Riquelme, de 28 años, dijo que intentó mantener a su hija, de cinco años, “al margen de todo esto, aunque es difícil hasta que no tenga ningún papel que le otorgue la seguridad de que él (Julián Bilbao, su ex pareja) no se va a acercar, ni a ella ni a su hija”. “Calculo que va a ser una persona pensante y no se va a arriesgar a venir y estimo que la familia también debe estar muy dolida por la clase de persona que tiene como hijo”, agregó.

A su vez, la joven expresó: “Es muy difícil, yo entiendo a las mujeres que no se animan, yo las entiendo, pero que se animen”, dijo en referencia a las denuncias por violencia de género. La mujer consideró que “esta persona (por Bilbao) tiene que estar entre las rejas, no sé qué opina la sociedad, la gente, pero si no lo condena la Justicia que lo condene la sociedad”.

En tanto, la subsecretaria de Niñez, Adolescencia y Familia de Bahía Blanca, Lucía Martínez Zara, señaló que “lo importante es que acá hay una denuncia penal en la que se solicita una medida de prohibición de acercamiento”. En relación con las pruebas como la filmación llevada a cabo el domingo último, Martínez Zara afirmó que “ahora la Justicia tiene que expedirse de manera inmediata y en su momento habrán evaluado que no habría elementos suficientes para dictaminar una medida de este tipo”.

Natalia Gherardi, directora ejecutiva del Equipo Latinoamericano de Justicia y Género (ELA), evaluó que “en este caso, como en muchos otros tantos de violencia de género, existió un fallo en la coordinación de las personas que atendieron a la víctima, tanto en las comisarías como en los centros locales de asistencia a la mujer, lugares que deberían funcionar como referentes de alarma y que claramente fallaron. La Justicia demora y muchas veces llega tarde”.

Además, comentó que “las políticas públicas son deficitarias para enfrentar casos de violencia contra la mujer. Si todas las denuncias estuvieran registradas, contabilizadas como corresponde, se relacionarían unas con otras y tal vez así se tomarían en serio”.

“Resta que se resuelva la denuncia sobre prohibición de acercamiento del atacante, para cuidar, proteger, de forma integral a la víctima y a su pequeña hija, que también fue víctima de una violencia psicológica ejercida por su padre, cuando delante de ella le dio una golpiza a su mamá”, añadió.

Por su parte, Julio Torrada, abogado de la víctima, dijo que “no tuvo que asistir al velorio de su representada (Riquelme) gracias a que allegados a la víctima filmaron el nuevo ataque del agresor y lo difundieron”. El letrado argumentó que la mayoría de las denuncias de las “víctimas de violencia de género duerme en el cajón de los olvidos” de las comisarías y despachos judiciales, mientras reiteró que hubo al menos 15 presentaciones contra el atacante.

“No se puede permanecer indiferente ante tremenda salvajada. Esto (por el caso Riquelme) es una moneda común y corriente en toda la provincia de Buenos Aires”, enfatizó Torrada.

Informe: Sabrina Améndola.

Compartir: 

Twitter
 

 
SOCIEDAD
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2017 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.

Logo de Gigared