SOCIEDAD › UN INFORME DE LA OFICINA DE VIOLENCIA DOMéSTICA DE LA CORTE SUPREMA

A los golpes en familia

Durante 2015, la OVD de la Corte Suprema asistió a más de 11 mil casos de violencia familiar. La mayor parte, mujeres de entre 30 y 39 años, casi todas con hijos.

La violencia familiar durante 2015 tuvo como víctimas mayoritarias a mujeres de entre 30 y 39 años, el 90 por ciento de ellas con hijos, y el 5 por ciento, embarazadas. El dato surge de un informe de la Oficina de Violencia Doméstica de la Corte Suprema de Justicia. En más de la mitad del total de casos, la víctima tenía vínculo de pareja con el agresor, y en un 37 por ciento, el maltrato se extendió al grupo familiar.

Las mujeres de entre 30 y 39 años representaron el 28 por ciento por ciento de los 11.348 casos asistidos en 2015 por la OVD de la Corte, a cargo de la vicepresidenta del tribunal, Elena Highton de Nolasco.

Un informe del organismo reportó que las mujeres de entre 22 y 29 años representaron el 23 por ciento de los casos asistidos ese año, mientras que las de 40 a 49 años constituyeron el 17 por ciento y las de 50 a 59, el 7.

Las jóvenes de 18 a 21 años representaron también el 7 por ciento de los casos de violencia familiar atendidos por el organismo de la Corte, mientras que las mujeres de 60 a 74 años, al igual que las adolescentes de 15 a 17, constituyeron el uno por ciento de los hechos asistidos en 2015.

La OVD sostuvo que el 90 por ciento de las mujeres de 30 a 39 años víctimas de violencia familiar tiene hijos, y un 5 por ciento estaba embarazada al momento de concretar la denuncia ante el organismo.

El estudio reveló que del total de los casos “más de la mitad de las afectadas tenía un vínculo de pareja con el agresor” y precisó que “un 22 por ciento convivía con la persona agresora, en el 15 por ciento de los casos las personas agresoras eran sus cónyuges y el 51 por ciento era ex pareja”.

Respecto al tipo de violencia ejercida, el informe mencionó que se registró violencia psicológica en el 28 por ciento de los casos, violencia física, 20; simbólica, 19; ambiental, 12; económica, 11; social, 7 y sexual 3 por ciento.

En cuanto al nivel de riesgo de violencia, se registró riesgo medio en el 32 por ciento de los casos, riesgo alto en el 26 por ciento, moderado en el 23, bajo en el 11 y altísimo en el 6 de los hechos. Solo el 2 por ciento de los casos se definió sin riesgo, expresó el estudio.

La investigación de la OVD reportó que la situación económica del 40 por ciento de las mujeres afectadas por violencia familiar correspondió a un nivel socioeconómico medio-bajo, el 29 por ciento a nivel medio, 15 por ciento bajo y 5 por ciento carenciado. El nivel medio alto representó el 11 por ciento de los casos.

El 70 por ciento de las mujeres víctimas de violencia en 2015 tenía actividad laboral remunerada, mientras que el 13 por ciento estaba desocupada y el 11 era ama de casa sin remuneración.

“El 30 por ciento de las mujeres afectadas dijo recibir un plan social”, afirmó el estudio.

Los episodios de violencia se registraron con una frecuencia semanal en el 36 por ciento de los casos, diaria en el 22 por ciento, esporádica en el 21 por ciento, y mensual y quincenal en el 8.

El informe advirtió que en un 37 por ciento de los casos las afectadas afirmaron que la violencia se había extendido al grupo familiar.

“El 36 por ciento de las mujeres sufrió amenazas de muerte por parte de la persona agresora y el 11 por ciento de estos casos denunció la presencia de armas blancas o de fuego”, manifestó el estudio. El principal desencadenante de la violencia estuvo asociado al consumo de alcohol y sustancias psicoactivas en el 41 por ciento de los casos y a los celos de la persona agresora en el 30 por ciento.

Compartir: 

Twitter
 

El 36 por ciento de las mujeres sufrió amenazas de muerte.
 
SOCIEDAD
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2021 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.