SOCIEDAD

Una mujer alemana mató a nueve de sus hijos a medida que nacían

Un hombre descubrió el caso al encontrar huesos en un garaje cuando trabajaba en una casa. Después se supo que la dueña del lugar, que tiene otros cuatro hijos vivos, fue asesinando a sus bebés recién nacidos desde 1988. Y los enterraba en baldes, macetas y una pecera.

 Por Cecilia Fleta *
Desde Berlín

La fiscalía de Francfort del Oder (este de Alemania) dictó orden de detención contra una mujer de 39 años por el presunto asesinato de al menos nueve bebés nacidos entre 1988 y 2004. Se trata del mayor crimen de recién nacidos en la historia de Alemania. La mujer, cuyo nombre no trascendió, es sospechosa de haber dado a luz a los nueve bebés y haberlos matado después, informó el fiscal, Michael Neff. En un interrogatorio la sospechosa habló sobre los hechos, si bien las autoridades no quisieron aún calificarlo de confesión.
Un testigo avisó a la policía tras encontrar huesos en un garaje en la localidad de Brieskow-Finkenheerd (Brandeburgo). Las fuerzas de seguridad, que encontraron los restos de nueve niños enterrados en macetas, baldes y una pecera, continuaban ayer la búsqueda con cuarenta agentes y ocho perros especializados en buscar restos humanos. “No podemos descartar que haya otros bebés o partes de ellos”, declaró el portavoz de la policía, Peter Salender.
La mujer, que tiene cuatro hijos de 20, 19, 18 y un año y medio, está divorciada y desempleada, se informó. De confirmarse la autoría del crimen, la mujer tuvo al menos 13 embarazos en los últimos 20 años, algo que, en un pueblo, no debe de haber sido fácil de esconder.
“Nos tenemos que preguntar cómo este increíble crimen pudo mantenerse oculto durante tantos años”, declaró el ministro del Interior del Estado federado de Brandeburgo, Jörg Schönbohm. “Todo esto ha sido posible porque demasiada gente ha mirado para otro lado en lugar de ayudar a la mujer y a los niños”, añadió el ministro.
El garaje pertenece a la casa unifamiliar de los padres de la sospechosa, que lo utilizaba para almacenar muebles y enseres. El hallazgo se produjo el domingo, cuando el testigo realizaba labores de limpieza en el garaje. La parcela donde se encuentra la casa, a 35 kilómetros de Francfort del Oder, junto a la frontera polaca, es grande y difícilmente abarcable, lo cual dificultaba ayer la búsqueda.
La fiscalía señaló que se hará una autopsia de los restos encontrados, pero los resultados no estarán listos hasta dentro de unos días. El fiscal Neff dijo no poder pronunciarse aún sobre el móvil de los crímenes.
En junio, la policía austríaca encontró en Graz (Austria) los cuerpos de cuatro recién nacidos. También en aquel caso se cree que la madre de los niños, una mujer de 32 años, es la autora de los crímenes. La mujer confesó haber dado a luz inesperadamente en la bañera y que tuvo miedo de perder a su compañero si se enteraba de que había sido madre. El hombre, que también está detenido, asegura no haberse dado cuenta de los embarazos.

* De El País, de Madrid. Especial para Página/12.

Compartir: 

Twitter
 

La casa del horror, en la localidad de Brieskow-Finkenheerd (Brandeburgo), al este de Alemania.
 
SOCIEDAD
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.