SOCIEDAD

Un edificio con historia

 Por Gustavo Veiga

Durante las décadas del ’70 y del ’80, el Marconetti llegó a ser conocido como “el edificio de los artistas”. Vivieron ahí los músicos Miguel Abuelo y Horacio Fontova; el actual director del Teatro Nacional Cervantes, Rubens Correa; los actores Daniel Aráoz y Marcela Ferradás; la escultora Liliana Maresca y los pintores Omar Gavagnini y César López Claro.

El edificio levantado en 1929 y que, según cuentan sus moradores, fue el primero con características antisísmicas de Buenos Aires, lo ideó el arquitecto Basilio Dávoli. Cuando se construyó, la ciudad latía más fuerte en el sur y en su segundo piso hasta funcionó el Consulado de Grecia. También recuerdan sus habitantes que allí tuvo sus oficinas el magnate Aristóteles Onassis. Había emigrado a la Argentina en la década del ’20, donde comenzó a forjar sus primeros negocios con la importación de finos tabacos de Turquía y la fabricación de cigarrillos.

Una de las características arquitectónicas más llamativas que tiene el inmueble es que sus balcones fueron construidos con un estilo diferente en cada uno de sus diez pisos. Pero el valor histórico que conserva el edificio no deviene sólo de sus años o de su diseño. Los vecinos colocaron una placa en el frente que homenajea a los militantes desaparecidos Cristina y Néstor Morandini, hermanos de la senadora nacional Norma Morandini. También hay una baldosa que puso sobre la vereda el Frente de Vecinos por los Derechos Humanos. A los hermanos los secuestró en el edificio un grupo de tareas de la última dictadura militar el 18 de septiembre de 1977.

Compartir: 

Twitter
 

SUBNOTAS
  • Un edificio con historia
    Por Gustavo Veiga
 
SOCIEDAD
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.