cash

Domingo, 24 de febrero de 2002

ANTE UN GOBIERNO DEBIL, ARRECIARAN LAS PRESIONES

Domar a los lobbies

Frente al abuso del poder oligopólico, el Gobierno tiene armas como las leyes de emergencia y de defensa de la competencia. Además, con un dólar a dos pesos es preciso aplicar retenciones.

Por Alejandro Peyrou *

La Argentina está sublevada. El Papa y el presidente Duhalde hablan de la posibilidad de una crisis en el sistema democrático argentino. Y alguna relación tiene esto con la política económica actual, aun reconociendo que las responsabilidades en serio de este gobierno comenzaron en enero.
Para cicatrizar heridas, para componer relaciones sociales, para generar confianza, luego de la devaluación, de la flotación y de las notables transferencias de ingresos lo más importante es crear confianza en que existen criterios de justicia en la administración. Criterios de justicia es algo diferente que responder a presiones de lobbies. Si el Gobierno se muestra tironeado entre presiones, éstas se incrementarán notablemente. Y si alguna de las presiones tiene éxito independientemente de la justicia de su causa, las presiones terminarán siendo infinitas.
La primera tarea pendiente es, entonces, la de poner orden y aplicar criterios de política económica correctos y razonables. Porque una cosa es la economía de mercado y otra, el abuso de poder oligopólico. La cuestión de los precios relativos en la economía es un evidente campo de batalla: una de las principales herramientas de que dispone el Gobierno son los derechos de exportación. Otra, la aplicación de la ley de defensa de la competencia y la de la ley de emergencia.
Es una obviedad que nadie puede negar que es diferente aplicar derechos de exportación con un dólar a 1,40 que hacerlo con un dólar a 2 pesos. En un caso podría no justificarse, y en el otro ser imprescindible. Es sabido que los derechos de exportación no garantizan en el largo plazo una buena asignación de los recursos existentes en la economía. Pero hoy el tema no es el largo plazo. Y también hay mucho margen para la aplicación de la ley de defensa de la competencia y de la ley de emergencia ya votada.
Si poner orden o disciplinar a los lobbies, como en cualquier país normal del mundo, es la primera tarea pendiente, la segunda es tener una moneda que sirva como reserva de valor. Sin ello todo excedente monetario se convertirá en dólares. Dicho de otra manera: si no queremos dolarizar la economía hay que proponerse alguna alternativa. El corralito sólo lo será poco tiempo más. En el mediano plazo, comenzar una marcha veloz hacia una moneda común en el Mercosur es claramente una opción, que requiere preparar desde ahora las instituciones y las transformaciones necesarias para tenerla. Disponer de un mecanismo de ajuste en los contratos parece ser un requisito ineludible, aunque peligroso si recicla la inflación. La pregunta es si ello no es preferible a la falta de funcionamiento de todos los mercados de mediano plazo, como el de los alquileres, cuando el problema central es poner en marcha la economía.
El tercer gran tema es el de las tarifas de los servicios públicos. Allí, simplemente, hay dos aspectos centrales. Uno es que los contratos siempre sostienen que debe haber una correspondencia directa entre la tarifa y la prestación. Segundo, que las tarifas son un factor crucial de la competitividad argentina. La otra opción consiste en pretender ser competitivos mediante la caída de los salarios: o sea, tracción a sangre. Esto ya se probó, pero como los salarios son poco importantes en las estructuras de costos empresarios, el mecanismo fue poco eficiente. Es decir malo, pero además inútil.
El Gobierno está a tiempo, pero éste no es infinito. En una sociedad en estado de “emoción violenta”, una aplicación fuerte de justicia, o sea de reglas de juego comunes para toda la sociedad, es un requisito para que exista paz y progreso.

* Ex diputado nacional.

Compartir: 

Twitter
 

En los servicios, la tarifa debe guardar relación con la prestación.
 
CASH
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.