las12

Viernes, 30 de septiembre de 2016

ALBUMINA

PIONERA REIVINDICADA

 Por Guadalupe Treibel

El bonitillo cuadro que acompaña estas líneas y arriba puede verse lleva por título Portrait of an Unknown Lady, y fue creado entre 1650 y 1655 por Joan Carlile, quien -a decir de Alex Farquharson, director del Tate Britain– “es considerada la primera mujer británica en haberse desempeñado como pintora profesional”. “Solo existen 10 retratos que son, a ciencia cierta, suyos, y este es uno de ellos”, se jacta el señor de la reputada institución, vuelta noticia los pasados días por haber anunciado la valiosa adquisición. Que, tras ser prolijamente restaurada, será prontamente exhibida en un intento por dar mejor representación al talento femenino, reconocer el rol que ha tenido en la historia del arte brit. “Queremos dar mayor visibilidad a artistas mujeres en nuestras paredes”, asegura Tabitha Barber, curadora del susodicho museo, subrayando que la pionera Carlile ciertamente amerita exhibición, amén de corroborar cómo, a pesar de que las mujeres no tuvieron acceso a la educación artística formal hasta mediados del siglo XIX, existieron valiosos casos, duchos en las pinceladas, que se abrieron camino contra todo pronóstico.

“Esta adquisición del siglo XVII se vuelve, entonces, el cuadro más antiguo pintado por una mujer de la colección del Tate”, pasa nota The Guardian, sumando además que el retrato fue comprado a fines del 2014 en una subasta de Salisbury, que costó 35 mil libras esterlinas, y que, como no podía ser de otro modo, originalmente se asumió que era obra y gracia de un artista varón. Hasta que los ojitos atentos del historiador y art dealer Bendon Grosvenor advirtieron –por la pose característica de la retratada– que podía tratarse de un Carlile original, corazonada recientemente corroborada por el Tate Britain. De Joan, por otra parte, poco se sabe: hija de un guardia de Royal Parks, esposa de un poeta y dramaturgo, trabajó en Covent Garden –entonces centro de la comunidad artística inglesa– y se especializó en pinturas de pequeña escala y retratos de gran tamaño, generalmente de mujeres. Siguió los lineamientos de los maestros italianos, y según registros de la época, llegó a ser maestra y jefa de otras cuatro damiselas colegas, dedicadas full time a la –antaño– peculiar tarea. Sin duda, una singular señora que tuvo vida longeva; nacida en 1606, falleció en 1679.

Compartir: 

Twitter
 

 
LAS12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2020 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.