libero

Lunes, 10 de enero de 2011

FúTBOL › BOCA VIAJó AYER A TANDIL, DONDE REALIZARá LA PARTE MáS EXIGENTE DE LA PRETEMPORADA

Falcioni espera refuerzos para mejorar

Mientras el DT espera que la dirigencia concrete alguna de las negociaciones entabladas, trabajará en las sierras con una delegación de 26 futbolistas. Boca ofertó por Guiñazú y Erviti, quien se enojó con Banfield y no viajó a la costa. Están cerca Somoza y Rivero.

El plantel profesional de Boca viajó ayer rumbo a Tandil, donde realizará los trabajos más exigentes de la pretemporada. Pero si bien la mayoría de las negociaciones están encaminadas, lo hizo sin ninguno de los refuerzos que desde el arribo del entrenador Julio César Falcioni se conocen en el plano de las intenciones: Leandro Somoza, Walter Erviti, Darío Cvitanich y Pablo Guiñazú, a quienes se les sumó a último momento Diego Rivero, el que más cerca está de concretar, aunque todavía faltan cerrar algunos detalles. El plantel se quedará en Tandil, alojado en la Posada de los Pájaros, hasta el sábado 22 de enero, cuando jugará en Mar del Plata el primero de los dos superclásicos veraniegos y luego regresará a Buenos Aires.

Así se pone en marcha una nueva ilusión, la que Boca depositó en las manos del ex entrenador de Banfield. La idea es realizar una buena pretemporada para que, más allá de los resultados en los partidos del verano, el equipo encuentre su mejor forma de cara a la disputa del torneo Clausura, el único objetivo que tendrá para el primer semestre del año. Lo curioso es que la delegación boquense cuanta sólo con 26 jugadores profesionales, dejando en claro el vacío que vendrían a llenar los mencionados refuerzos.

No viene fácil la mano. Frente a la sola mención de las intenciones de Boca, los precios se dispararon y eso trabó las incorporaciones, aunque tanto el cuerpo técnico como los dirigentes confían en que en el transcurso de la semana éstas se concreten. Las que están más cerca son las de Somoza y Rivero. Para concretar la del primero, aunque ya acordó con el Villarreal, dueño del pase, Boca debería pagar un resarcimiento económico a Vélez, ya que el jugador tiene firmado contrato hasta junio de este año. Boca pretendía incluir algún futbolista en la operación, pero Vélez quiere casi medio millón de dólares en efectivo.

Rivero, que no figuraba en los planes del entrenador, aunque fue Falcioni quien dio el ok a la dirigencia, es el que más cerca está, a un paso. Finalmente, el volante Matías Giménez, aconsejado por su amigo Juan Román Riquelme, aceptó el trueque acordado entre Boca y San Lorenzo, y jugará la próxima temporada bajo las órdenes de Ramón Díaz, que de esa forma consiguió limpiar de su plantel al ex Chacarita, capitán del equipo durante el ciclo de Diego Simeone y luego castigado por Díaz, quien lo llegó a dejar afuera de la lista de concentrados en el transcurso de último Apertura.

Pero el jugador que le quita el sueño a Falcioni, el que para el DT es vital en su estructura, es Erviti. Lo conoce bien de Banfield. También el jugador se pronunció por un cambio de aire cuando afirmó que “con Falcioni voy a la guerra”. El problema es que Banfield no quiere dejarlo ir así nomás, independientemente de las intenciones del volante, quien enojado con la dirigencia de su club decidió bajarse de la pretemporada a la espera de novedades. La abrupta salida se camufló como una “licencia por motivos personales” de tres días. Erviti quiere jugar en Boca y por eso no estuvo en el almuerzo en el complejo deportivo del club sureño en Luis Guillón, desde donde el cuerpo técnico de Sebastián Méndez y el resto del plantel viajaron con destino a Mar del Plata.

“Erviti para Méndez es tan importante como para Falcioni”, avisó Héctor Clide Díaz, el gerente de fútbol de Banfield, en la misma sintonía que el presidente Carlos Portell. Díaz reconoció que Boca hizo un ofrecimiento a través de su vicepresidente, José Beraldi, y eso fue lo que hizo explotar al volante, quien no fue consultado al respecto, tal como él mismo se lo había solicitado a Portell. “Le hice una propuesta formal y Portell me dijo que no estaba en el deseo del club desprenderse del jugador”, avisó Beraldi. Luego, el encargado del fútbol profesional de Boca, sobre los otros refuerzos, agregó: “Esperamos la respuesta por Somoza e hicimos una propuesta por Guiñazú”.

Más difícil aparece el caso de Cvitanich, cuyo pase pertenece al Ajax de Holanda y también es pretendido en la Argentina por Estudiantes y Racing. Cuatro nombres dio Falcioni, y por dos de ellos pidió a la dirigencia boquense que hagan un esfuerzo: Erviti y Cvitanich. A ambos los dirigió en Banfield, y con el volante festejó el título del Apertura 2009.

Compartir: 

Twitter
 

n Riquelme juega con la pelota. Viatri lo mira, mientras se aleja con Escudero.
Imagen: Fotobaires
 
LIBERO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.