radar

Domingo, 10 de enero de 2010

VALE DECIR

No hay que tirar la toalla (femenina)

Antes las mujeres se las arreglaban, de luna a luna, con algodón envuelto en gasa, o con paños de toalla. El advenimiento del mundo desechable trajo consigo los protectores femeninos y también los tampones, que ganaron popularidad porque era la única forma de meterse a la pileta en lo que las abuelas llaman “esos días”.

En las ferias artesanales de Buenos Aires se reparten volantes que anuncian otra alternativa: toallitas de tela reusables. Desde el sitio web recibetuluna.blogspot.com proponen un “feliz reencuentro con tu Sagrado Ciclo Menstrual” y además sugieren “completar el ciclo natural, devolviendo a la Tierra el fluido más nutritivo”. En síntesis, ponerlas en remojo para lavarlas y luego echar el agua a las plantas.

Libres de perfumes, sustancias químicas o alergénicos, las toallitas reusables son celebradas por muchas mujeres como una alternativa saludable. Tuvieron un revival en los años ‘70, a cuestas del movimiento hippie, con la ventaja de disponer de telas que antes no existían, mucho más fáciles de lavar.

El camino del progreso, a veces, vuelve sobre sus pasos. Hizo falta usar lo descartable por muchos años para empezar a cuestionarlo. ¿Volverán los pañales que hay que lavar y poner a secar? Mejor ni pensar en lo que queda para las plantas.

Compartir: 

Twitter
 

 
RADAR
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.