radar

Domingo, 10 de enero de 2010

JESSICA BIEL, UNA LUMINOSIDAD A PUNTO DE ESTALLAR

Qué Biel se te ve

 Por Mariano Kairuz

Hace un lustro la revista Esquire publicó sus fotos bajo el título de “La mujer más sexy del mundo”. Por ese entonces Jessica Biel ya encarnaba (en el sentido más intenso de la palabra) una ambigüedad perturbadora, producto de la combinación de esa cara hipnótica –en la que pujan por protagonismo sus herencias inglesa, francesa, alemana e indígena americana– pegada a ese cuerpo esforzadamente trabajado y cuidado. El rostro perfecto para las mejores marcas de cosméticos, acompañado de un físico contundente –y un poco intimidantemente varonil—, que no contribuiría a que los directores de casting de la clase A hollywoodense se la tomaran muy en serio que digamos.

Pero aunque pareciera que esa ambigüedad le jugaba un poco en contra, fue un aspecto conscientemente buscado por ella en aquella época. Por un par de años o más, pareció que quedaría condenada a interpretar para siempre heroínas de acción, chicas duras y zorras fantásticas. En poco tiempo hizo al hilo todos papeles de altísima intensidad física: la chica que corre y grita pero también hace frente a sus terrores –todo esto en musculosa blanca talle small y sudada– en la remake de El loco de la motosierra (La masacre de Texas, 2003); una cazavampiros de pocas palabras y mucha acrobacia en la tercera parte de la serie Blade (2004); una piloto militar en misión con avión robótico en la absolutamente olvidada Stealth (2005), y una soldado que vuelve de Medio Oriente con una mano menos en (la por acá directo-a-video) Home of the Brave (2006). Pero era una etapa de transición: Jessica estaba tratando de despegarse de Seventh Heaven, la horrible serie televisiva en la que hizo su debut en 1996, a los 14, interpretando a la hija adolescente de un predicador. Un artefacto ultraconservador –y también uno de los mayores éxitos del Warner Channel por diez años– del cual se vio no expulsada pero sí severamente recortada tras hacer una polémica sesión de semidesnudos para una revista.

Recién con su personaje en El ilusionista el espectro de papeles que podían ofrecerle empezó a ampliarse –fue más comentada al menos que Scarlett Johansson en la-otra-de-magos-en-el-siglo-XIX, El gran truco– y probó cierta versatilidad cuando filmó con Adam Sandler la comedia Y ahora los declaro marido y Larry (que no estaba nada mal, pero que muchos recordarán más que nada por los dos o tres planos de ella en ropa interior). De algún modo esto le habilitó su papel menos esperado: en Buenas costumbres, adaptación de la obra de Noël Coward Easy Virtue, que ya había sido filmada por Hitchcock en su etapa muda, hace de corredora automovilística, o mejor dicho, chica rápida norteamericana que se casa durante los años locos con un aristócrata inglés, y arranca cantando una versión notable de un tema de Coward titulado “Loca por el chico”. Para algunos críticos, finalmente Jessica hace estallar una luminosidad que hasta ahora estaba sólo sugerida. Otros le dieron duro. Acá podrá opinarse al respecto a partir del próximo jueves, pero en unos meses la veremos de nuevo en su modo atlético, en la difícilmente necesaria versión para cine de Brigada A.

Lo otro que cambió desde aquella consagración informal en la Esquire es su renuencia al tan saludable desnudo cinematográfico. Por aquellos años, sus contratos la eximían de toda obligación de sacarse la ropa frente a la cámara, a la vez que le reservaban el derecho a elegir a sus dobles de cuerpo. Así fue que el año pasado estrenó el dramón coral Powder Blue, en el que hace de stripper. El Village Voice neoyorquino publicó su reseña con un título de lo más elocuente: “Hay que bancarse el resto de la película para ver las tetas de Jessica Biel”. Pero eso era en los cines de Nueva York. Acá se puede adelantar y ver en fast forward (toda, incluido el culo de Ray Liotta) o buscar sus escenas directamente en YouTube.

Buenas costumbres se estrena este jueves.

Powder Blue se editó directamente en dvd hace poco bajo el título Esperanzas cruzadas.

Compartir: 

Twitter
 

 
RADAR
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.