radar

Domingo, 2 de mayo de 2010

VALE DECIR

El efecto CSI

Las series de televisión, de una forma u otra, suelen afectar al público. A veces son cambios inofensivos: se pone de moda un peinado o un estilo de vestir; alguna frase se vuelve parte del vocabulario popular. Otras veces, sin embargo, pueden ser cambios más profundos.

Monica Robbers, una criminóloga americana, definió al “efecto CSI” —llamado así por la serie de televisión— como “el fenómeno en el cual los jurados tienen expectativas irreales de la evidencia forense y de las técnicas de investigación”.

Cuenta la revista británica The Economist que un claro ejemplo de este fenómeno se dio durante un juicio por asesinato. Los doce hombres en pugna le hicieron notar al juez que un abrigo cubierto de sangre no había sido analizado en busca de rastros de ADN. Era innecesario: el acusado ya había admitido su presencia en la escena del crimen. El juez hizo notar que, gracias a la televisión, los jurados estaban perfectamente al tanto de lo que era un análisis de ADN, pero no tenían idea de cuándo aplicarlo.

Los criminales también cambiaron su comportamiento. La lavandina, como destruye el ADN, está siendo mucho más utilizada por los asesinos que quieren cubrir sus huellas. Aumentó el uso de guantes; los sobres ahora se cierran con cinta en vez de lamerlos, para no dejar un rastro de material genético.

Evan Durnal, un investigador de Estados Unidos, no culpa a los creadores de las series como CSI, ya que ellos nunca dijeron que sus historias fueran realistas. Al fin y al cabo, los investigadores forenses de la vida real no andan armados ni arrestando gente, como sucede todo el tiempo en la tele. El investigador sostiene que el “efecto CSI” nace de la necesidad de creer que hay individuos astutos, moralmente intachables, que trabajan para limpiar el nombre de los inocentes y poner a los malos tras las rejas. Por desgracia, se lamenta Durnal, la vida no siempre imita al arte.

Compartir: 

Twitter
 

 
RADAR
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.