SANTA FE › EL GOBIERNO DEBIó REMOVER LA CúPULA POLICIAL

Los cambios obligados

 Por José Maggi

El gobernador Antonio Bonfatti removió ayer a la noche al jefe de la policía provincial, Omar Odriozola y al subjefe, Raúl Ardiles. En su lugar asumirán mañana, en El Trébol, el comisario Rafael Grau (hasta hoy jefe del Nodo de Venado Tuerto) y a Daniel Amaya, hasta hoy a cargo del nodo Rosario. Bonfatti prefirió las formalidades: ayer, al anunciar los cambios, manifestó su reconocimiento a los jefes salientes por la labor desempeñada durante cuatro años. El día de los cambios fue agitado: ayer a la tarde, la noticia era que la sucesión de hechos de violencia repetidos en la jurisdicción de la seccional 13 provocaron ayer el nombramiento de un nuevo comisario: en este caso es Adrián Calegani, quien el viernes enfrentará a los vecinos de Bella Vista a las 20 en club Fortín Olmos, San Nicolás e Ituzaingó.

Los cambios se difundieron en una jornada caliente: ayer, en Cochabamba y Constitución casi termina linchado un veinteañero que arrastró a una embarazada en plena calle para robarle. El jefe de la policía de Rosario, Miguel Oliva, le restó trascendencia al nombramiento y lo ubicó como "una rotación normal". "Si bien hubo una seguidilla de hechos tratamos de cuidar al personal y optimizar los recursos", dijo. "Hasta ayer estaba a cargo el comisario Jaime y ahora esta Galigani", sentenció Oliva, al tiempo que reconocía que el jefe de inspección de zona seguirá siendo el mismo: el comisario Claudio Peralta. Tal vez sea eso lo que explique lo que ocurre en esta seccional y las linderas: es que Peralta tiene por estos días un protagonismo judicial en el juicio ante la justicia federal por el operativo de la Narcochacra, donde un policía se llevó una bolsa negra en cuyo interior se sospecha que había dinero.

La remoción de la actual cúpula policial, a tres meses del final del mandato de Bonfatti, se debe al desgaste de los últimos meses: el asesinato de Sandro Procopio, el arquitecto atacado el último 24 de agosto en Cerrito y Constitución, fue uno de los detonantes. También la desaparición de Gerardo Escobar, que ubica a dos efectivos de la fuerza policial como encubridores.

Sobre el episodio de ayer, según describieron los vecinos a radios locales, la joven asaltada quedó tirada en la calle después del ataque, mientras que los vecinos convertidos en agresores golpearon de manera salvaje al ladrón. "La gente del barrio agarró al delincuente y le estaban pegando. Llamé tres veces al Comando y me respondían que venían en camino pero tardaron bastante", agregó la testigo. La misma fuente comentó que insistió a otro número policial porque el patrullero no llegaba y temía por el nivel de violencia que observaba en la calle. "Después matan al delincuente y la culpa la tiene el vecino", se quejó Fernanda ante Radio Dos. Cerca de 20 minutos después, arribó un móvil policial y se llevó al ladrón, quien no fue hospitalizado. En tanto la chica embarazada quedó en estado de shock, pero en buen estado de salud.

La misma seccional 13ª, con jurisdicción en el lugar de este hecho, quedó muy cuestionada desde el crimen de Sandro Procopio. El arquitecto fue asesinado a la vuelta de la comisaría y tres cuadras al sur de lo ocurrido ayer.

En ese marco, la provincia informó que llevará una camioneta para reforzar a los dos patrulleros con que cuenta la comisaría ﷓uno se lo habían llevado a la 17ª﷓. Y, desde este miércoles, habrá operativos de saturación policial sobre las principales avenidas de la jurisdicción. Pero el anuncio no fue la única reacción de Bonfatti. A última hora, decidió renovar la cúpula policial.

Compartir: 

Twitter
 

 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.