DEPORTES › ESTA VEZ ÑULS CARECIó NO SóLO DE GOL SINO TAMBIéN DE CREACIóN.

Un amistoso muy preocupante

La partida de Mauro Formica comienza a hacerse notar. No obstante, el resultado fue injusto y no mereció retirarse abajo en el marcador. Fabricio Fuentes jugó como stopper derecho. Sensini sigue enojado porque no llegan refuerzos.

 Por Pablo Fornero

Si Roberto Sensini ya demostraba preocupación en sus dichos, mucho más lo estará aún después de la derrota que el equipo titular de Ñuls sufrió ayer a la mañana ante Belgrano de Córdoba. A la reiterada y evidente anemia ofensiva que padece su plantel, se le sumó la falta de creación de juego. Los delanteros no tuvieron asistidores. La partida de Mauro Formica comienza a hacerse notar. No obstante, el resultado fue injusto y no mereció retirarse abajo en el marcador. Fabricio Fuentes jugó como stopper derecho. El único tanto del partido lo convirtió el delantero Héctor Cuevas tras una falla de la defensa. También perdió la alineación suplente por 2 a 1.

El tiempo apremia en Ñuls. Restan poco menos de dos semanas para el comienzo del Clausura y las falencias en el funcionamiento del equipo son alarmantes. En el campeonato pasado, el equipo perdió la chance de cerrar una mejor campaña al no disponer de un centrodelantero acorde a las exigencias deportivas de la institución. Sin embargo, a pesar de esa falta, los jugadores lograron superar las expectativas que muchos hinchas se habían trazado al inicio del semestre. Con poco, se hizo mucho en Ñuls.

Ahora la historia se vuelve a repetir aunque con la salvedad de que las desventajas son mayores. Al menos, en lo exhibido ayer por el equipo. Los volantes quedaron muy lejos de los delanteros y no hubo un jugador que los integre. En varias oportunidades, Lucas Bernardi debió trasladarse varios metros con la pelota y oficiar de armador. Uno de los integrantes del doble cinco trabajó en la marca y se preocupó también por buscar alternativas en ataque. Vella alternó buenas y malas por el andanivel derecho y el pibe Díaz no logró pesar por el sector izquierdo.

Al no encontrar un circuito de juego integrador de todas las líneas, Ñuls perdió protagonismo en los primeros minutos del partido y Belgrano se animó a dominarlo. El Pirata mostró un rendimiento físico y futbolístico más amalgamado que el rojinegro. Es que el torneo de la B Nacional se reanuda en unos días y los kilómetros de rodaje en la pretemporada son fundamentales. Con un equipo leproso dormido y con desinteligencias infantiles, el celeste llegó al gol cuando transcurrían 8 minutos de la primera etapa. Barrios tiró un centro pasado desde la derecha, Pereyra logró bajarla aprovechando la desatención de Vella y Cuevas la empujó por el medio ante el achique de Peratta. Los errores de la defensa volvieron a aparecer cuando Cuevas nuevamente avanzó sin marca desde fuera del área y le pegó bajo y cruzado hasta estamparla en el poste derecho de un Peratta que sólo atinó a mirar.

A Ñuls le costó asimilar el golpe y fue recién en los últimos diez minutos de la etapa inicial cuando recuperó terreno con acciones individuales. A los 31, Sperdutti y Bernardi sellaron una pared y se la entregaron a la Pulga Rodríguez, que esquivó a Olave pero remató afuera. El uno de Belgrano le tapó otras buenas chances al Gordo y al joven Cobelli, el 9 que Sensini mandó a la cancha. El rubio no pesó en el centro de la delantera y fue fácilmente controlado por los defensores rivales. Boquita decidió reemplazarlo al promediar el segundo tiempo.

Cuando el calor pegaba cada vez más fuerte, Ñuls empezó a superar a su rival. Pero lo hacía con desprolijidad. Los volantes se desmarcaban y llegaban con juego asociado pero al llegar al área las cosas salían por los costados y no por el centro. Aunque con intermitencias, la Pulga estuvo movedizo y molestó bastante a la última línea cordobesa. Sperdutti no mostró la misma sintonía. Corrió, aportó su cuota de esfuerzo pero no marcó diferencias en el ataque. A los 10 minutos, y al no encontrar atacantes en quiénes respaldarse, Vella probó de afuera y reventó el travesaño de Olave. En los últimos quince, por derecha se vio el auspicioso rendimiento del chico Juan Vieyra. Encarador y veloz, modificó el andar del equipo cambiando el ritmo de los ataques. La más clara del partido para Ñuls la tuvo el pibe Velazco, que recibió un centro atrás de Rodríguez y cabeceó sin marca a pocos metros del arco ante un Olave vencido. Pero Turus la sacó con otro cabezazo desde la línea. Fiel y claro ejemplo de lo difícil, casi imposible, que le resulta a Ñuls convertir. Luego del enfrentamiento entre titulares, les tocó el turno a los equipos alternativos.

0 Ñuls: Peratta; Fuentes, Schiavi, Lema; Vella, Mateo, Bernardi, Díaz; Sperduti, Cobelli y Rodríguez. DT: Roberto Sensini.

1 Belgrano: Olave; Barrios, Lollo, Turus, Tavio; Rivair Rodríguez, Farré, Parodi, Vázquez; Pereyra y Cuevas. DT: Ricardo Zielinski.

Gol: PT: 8m Cuevas (B).

Cambios: ST 5m Iván Etevenaux por Vázquez (B), 11m Velazco por Cobelli (Ñ), 22m Vieyra por Fuentes (Ñ) y Lazaga por Cuevas (B), 27m Pittinari por Parodi (B).

Estadio: Marcelo Bielsa

Arbitro: Fabián Sosa.

Compartir: 

Twitter
 

Mateo es uno de los jugadores más parejos del plantel que ayer no pudo crear situaciones.
Imagen: Sebastián Granata
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.