CULTURA / ESPECTáCULOS › LA ORQUESTA TíPICA DIRIGIDA POR EL BANDONEONISTA CARLOS QUILICI

Milongas para los europeos

La agrupación emprende el viernes una gira por Alemania y Suecia donde ofrecerá una docena de conciertos. "Hace diez años que vengo viajando dos o tres veces al año a Europa", recordó el músico. Para quienes quieran escucharlos, mañana tocan en el bar El Cairo.

 Por Edgardo Pérez Castillo

El próximo viernes, Carlos Quilici renovará el vínculo con un público europeo que, desde hace hace más de una década, se ha habituado a las visitas que el bandoneonista realiza con sus diversos proyectos. Y así como en el verano de 2015 Quilici partió hacia el frío del norte con el quinteto Los Tauras, esta vez será el turno de su orquesta típica, que luego de un año de gestiones llegará hasta Alemania y Suecia (y, probablemente, Noruega) para ofrecer una docena de conciertos. A modo de anticipo y despedida, mañana a las 22 la agrupación brindará un concierto gratuito en el bar El Cairo de Sarmiento y Santa Fe.

Y es el propio Quilici el que distingue la experiencia acumulada en este tiempo en el que las giras europeas se han convertido en una constante. "Hace más de diez años que vengo viajando dos o tres veces al año a Europa --remarca--. Unas diez veces fui con Los Tauras, muchas otras fui como solista, y en 2014 viajamos con la orquesta, con la que pudimos grabar nuestro disco en vivo, en Oslo. A raíz de todo esto me conocen en determinado circuito, tanto de las milongas como en centros culturales. Y la orquesta es atractiva para el público europeo. Aunque paradójicamente muchos productores se asustan por la cantidad de integrantes, porque a veces no da la capacidad económica. La lucha es en ese sentido: tratar que las cosas cierren para los presentadores y también para nosotros".

El cronograma de conciertos de esta nueva gira abrirá el viernes en Berlín y continuará con otras tres fechas en Alemania: el sábado 13 en Dortmund, el domingo 14 en Munich y el martes 16 en Hamburgo. El 18 de febrero el grupo inciará su periplo por Suecia, donde tiene agendadas actuaciones en Falkenberg, Vaxjo, dos shows en Gotemburgo, tres en Halmstad y cuatro en Estocolmo, en una grilla que todavía tiene abiertas algunas posibilidades. "Está pendiente algo en Oslo, en Noruega, que tengo que resolver. Es un trabajo muy grande, hace un año que empecé a armar esto. Cuando el año pasado fuimos con Los Tauras empecé a tirar contactos para ir con la orquesta. Ahí empezaron las conversaciones. Es un trabajo organizativo muy grande, a veces insume más tiempo que el que implica tocar o escribir música".

Conformada por Quilici, Ignacio Claramonte y Carlos Becú en bandoneones; Briseida Alejo Ortega, María Bice Gambandé y Luisa Torres en violines; Marina Giandoménico en viola, Romina Vega Soto en violonchelo, Cecilia Zabala en contrabajo, Sofía Cardi Bonfil en piano y Gustavo Pérez en voz, la orquesta emprenderá su tour europeo sin la presencia de Leonel Capitano, otro de sus cantantes estables que por estos días afronta su propia gira en Cuba. Con esa formación de once miembros, el organismo saldrá al ruedo con un repertorio amplio, lo que le permitirá adecuarse a los distintos escenarios.

"Dependiendo del sitio donde tocamos amoldamos el repertorio. Lo interesante es que vamos a tocar en lugares bastante diversos. En Alemania vamos a presentarnos en milongas, donde el repertorio tiene que ser bailable. En todos los casos, la mitad de las composiciones son mías. Después en Suecia vamos a actuar también en escuelas de música y en un club de jazz muy importante de Gotemburgo, donde iban a tocar Gismonti, Hermeto Pascoal. Con Los Tauras ya nos presentamos allí y ahora cerramos la gira de la orquesta, presentando ya un repertorio con obras de Astor Piazzolla y temas de mi autoría que no entran en lo que es bailable. Tenemos un repertorio de casi 40 temas, así que podemos ir alternando".

Fundada en 2010 en la Escuela de Música de la Universidad Nacional de Rosario, la orquesta típica dirigida por Quilici se describe como una agrupación "con notable fuerza rítmica y respeto por las líneas melódicas originales", características con las que aborda clásicos del tango argentino arreglados por el bandoneonista, que incorpora además sus propias obras al repertorio. Esas cualidades son las que quedaron plasmadas en su primer disco, En vivo en Oslo, registrado, tal como distingue el director, en su primer gira europea.

Una vez finalizada esta segunda experiencia, la orquesta regresará a la ciudad para continuar con sus actuaciones hasta que el verano europeo convoque nuevamente a Quilici, que emprenderá una serie de conciertos ya en condición de solista.

En esas presentaciones, Quilici -hijo del reconocido periodista Gerardo Quilici, quien es además miembro de la Academia Nacional del Tango-- logra desarrollar el estilo personal que fue moldeando a lo largo de una extensa trayectoria, en la que ha demostrado su ductilidad para actuar en diversas formaciones. Sus primeros pasos en el género fueron como integrante de la Orquesta juvenil de la UNR que dirigía Domingo Federico y, más tarde, en el recordado quinteto Camandulaje. Ya reconocido como uno de los nuevos referentes del bandoneón en la ciudad, a sus actuaciones en solitario y al frente del quinteto Los Tauras y su orquesta típica, por estos días el músico nacido en Arroyo Seco suma además proyectos en dúo de bandoneón y guitarra junto a Martín Tessa y Javier Fioramonti.

Compartir: 

Twitter
 

Con una formación de once miembros, el organismo saldrá al ruedo con un repertorio amplio.
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.