CORREO

Correo

Jubilación anticipada

En el vertiginoso deambular por esta vida moderna nos encontramos un día de cara a la posibilidad de jubilarnos. Las leyes establecen para ello edades que fueron estipuladas en otros tiempos con realidades diferentes. Hoy vemos con beneplácito que no sólo el promedio de vida de las personas se ha prolongado en años, sino que a la gran mayoría, su rendimiento en diferentes disciplinas lo acompaña satisfactoriamente. Por lo tanto, ha nacido con todo esto una singular franja etárea que puede y necesita seguir activa en el tiempo. El cansancio, la fatiga, el desgaste que produce transitar inmerso en esta sociedad enferma, sin duda van horadando el ánimo del trabajador de la salud, de la educación, de la construcción, de las ciencias, las artes, etc. Más ello viene acompañado de una exclusiva y superadora experiencia que podría volcar en la juventud que comienza a repetir sus pasos, por medio de cursos, formaciones, orientaciones. Algo así como hacían los primeros pobladores de América, recurriendo al consejo de ancianos, únicos capaces de transmitir ese tipo de sabiduría.

Por ello concluyo pensando, que lo importante no sería dejar de trabajar, sino hacerlo de una manera diferente acorde a condiciones físicas, síquicas, intelectuales, con horarios apropiados, que terminarían logrando dos objetivos maravillosos. Primero, mantener activa y útil a la persona hasta el final de sus aptitudes, lo cual redundaría en su salud integral. Y, segundo, a la juventud que la reemplaza, nutrirse de esa experiencia única e irrepetible.

Los que hemos vivido unos años más, sabemos perfectamente que el trabajo racional es el ideal para lograr una salud equilibrada en todas las edades. Cada mañana, cuando nuestros pies apoyan en el piso luego de un descanso reparador, deberían estar impulsados por un proyecto posible de vida, sano, creativo, que no tendría que abandonarnos jamás.

Edith Michelotti

[email protected]

Compartir: 

Twitter
 

 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2020 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.