OPINION › PANORAMA POLITICO

El mes de las internas

 Por Pablo Feldman

Pasados los comicios que definirán quién será el Jefe de Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires -las encuestas indican que habrá que esperar el ballotage- el cronograma electoral marca como fecha importante el 2 de setiembre, cuando se elegirá en una sola vuelta a los gobernadores de Santa Fe y de Córdoba respectivamente.

En ninguna de las dos provincias, los candidatos del 'Frente para la Victoria" tienen el triunfo asegurado, ni mucho menos. A pesar de la buena imagen que muestran los gobernadores Jorge Obeid y José De la Sota, los candidatos opositores son preferidos ante los representantes del oficialismo.

En Córdoba, Luis Juez -que nunca se dijo opositor a Néstor Kirchner- crece en la encuestas a la luz de una prescindencia desde la Casa Rosada que en Santa Fe dicen que no será tal, aunque hasta el momento sucede lo contrario. Hasta Rafael Bielsa -que parece haber tomado nota de su bravata anunciando lo que nunca pasó- prefiere esperar que sea Kirchner el que diga algo en favor de los candidatos del FPV, una vez definida la interna, y para evitar nuevos pasos en falso, se refiere a Obeid y a Carlos Reutemann -con quien dijo "hablar"- para sostener su candidatura en un esfuerzo por sumar voluntades más allá de los deseos de alguno de los aludidos.

Los voceros del Lole sostienen que el ex-piloto mantendrá su perfil bajo no sólo porque quedó fuera del binomio presidencial que completaría Julio Cobos, sino porque espera que una eventual derrota del PJ no lo alcance. Es por eso que manda a decir que "juegue Obeid, acaso no es el mejor gobierno de la historia". En rigor, nada nuevo, Reutemann "juega" únicamente cuando su nombre está estampado en una boleta, de lo contrario apenas si dice algo como para salvar las apariencias. Sino que lo diga Agustín Rossi que padeció ese egoísmo hace dos años cuando enfrentó a Hermes Binner en las elecciones para diputados.

"Igual no conviene pelearse con el Lole", dicen cerca del Presidente del bloque de Diputados de la Nación, que también hace malabares para no enemistarse con Jorge Obeid a quien le reprocha la "operación Bielsa", aunque para ser justos hay que decir que también participó "el grupo inversor" que pasó por Rosario Central.

Bielsa ha comenzado a referenciarse con Obeid, al punto que dijo por televisión el viernes que "hay que profundizar el camino trazado" en relación a "los números de Santa Fe, que están por encima de la media nacional". Esta situación no le hace gracia al reutemismo residual, que no tiene entidad en términos de bloque, pero que responde a la hora de defender a su benefactor y no así al gobierno de Jorge Obeid. Como se sabe, hay retoños políticos del Lole en las dos listas que chocarán en la interna, y también en la que encabeza Roxana Latorre. Ninguno de ellos respalda plenamente la gestión de Obeid, y a pesar de que el Lole les dio "libertad de acción" ninguno asoma la cabeza, no sea cosa que el Lole reaparezca, sobre todo si el PJ pierde en setiembre, aunque esa posibilidad -que vuelva Reutemann- aparece cada vez más lejana.

Está claro que tanto Rossi como Bielsa quieren ganar la interna y la general, pero sus destinos en caso contrario seguramente no se parecen. El "bielsismo" sólo existirá si el ex-canciller resulta electo gobernador. En cambio, el "rossismo" -aunque suene exagerado al día de hoy- tiene alguna proyección, y eso se nota en el "armado" de las listas con menos "nombres" que sus oponentes pero con una actitud diferente a los "socios" de Bielsa.

Y es evidente que si el PJ pierde su invicto después de un cuarto de siglo, deberá renovarse. En ese escenario ya no estarían Reutemann que desertó, ni Obeid a quien le cargarían el ser el primer peronista en ponerle la banda a un opositor. Por ahora la preocupación es la interna, y el mes que viene será la elección del 2 de setiembre.

"Comienza la etapa de la publicidad expresa", dijo Bielsa, que batió todos los records de publicidad "no expresa" y que se ubicó a la derecha cuando en ese mismo reportaje mordió el anzuelo que había lanzado la doctora Griselda Tessio cuando sostuvo "nosotros tenemos la poesía, la derecha las armas" sin hacer nombres propios ni aludir a ningún sector definido. Pero la necesidad de protagonismo del ex-canciller lo llevó a levantar el guante con la derecha. Pidió un debate con Hermes Binner -para lo cual debería primero ganar la interna- y sostuvo que "nunca le escuché una idea a Binner", justo al día siguiente de la inauguración del nuevo Hospital de Emergencias, el más moderno y equipado del país y uno de los mejores de latinoamérica, gestado durante la primera intendencia del candidato socialista.

Los próximos 30 días serán -como dijo Bielsa- de mucha propaganda. No hace falta ser un experto en marketing para saber que el mensaje publicitario es útil sólo si el "producto" es bueno.

Compartir: 

Twitter
 

 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2017 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.

Logo de Gigared