CIUDAD › EL SINDICATO ACEPTO OFERTA Y LEVANTO EL PARO

Finalmente hubo acuerdo

El gremio aceptó 1.200 pesos de salario de bolsillo desde el
1º de diciembre y el aumento del 10 por ciento que se aplicará
en dos partes: un 5 por ciento en enero y otro similar en febrero.

 Por Alicia Simeoni

La Municipalidad de Rosario llegó a un acuerdo con sus trabajadores que desde agosto pasado reclamaban una recomposición salarial. Ese acuerdo que aprobó la asamblea de delegados en el mediodía de ayer significó el levantamiento del paro de 72 horas que se había planteado para mañana, el jueves y el viernes y las muestras de satisfacción de ambas partes. Tanto los trabajadores como el municipio valoraron la flexibilidad de la otra parte pero también señalaron la porción de logro en la puja de la negociación que terminó con la elevación del sueldo inicial a $ 1.200 desde el 1º de diciembre -estaba en 1.100- y un incremento del 5 por ciento en enero y otro 5 en febrero, porcentajes que se aplicarán a los jubilados y pensionados del sector y que no serán descontados en futuros aumentos. Para el grueso del gremio que revista entre las categorías 16 a 18 el incremento significa entre $ 180 y $ 200. Desde el Sindicato de Trabajadores Municipales se evaluó como muy importante lo obtenido: mejora los tiempos de cobro que ofrecía el municipio, también el piso con el que se irá a paritarias provinciales y posibilitó terminar con un conflicto largo y duro con el consiguiente desgaste que siempre provoca. Para la Municipalidad se mantuvo el planteo que hizo el intendente Miguel Lifschitz hasta las últimas jornadas en cuanto a que no podía modificarse la pauta salarial para el 2007 que ya se había cerrado. Por lo tanto el aumento es en el 2008 y los trabajadores aceptaron que se desdoblara en dos partes.

El plenario que nucleó a 180 de los delegados de las distintas reparticiones aprobó por mayoría la propuesta de acuerdo que desde el Ejecutivo se hizo a los dirigentes del gremio: $ 1.200 de salario de bolsillo mínimo desde el 1º de diciembre y el aumento del 10 por ciento que se aplicará en dos partes, un 5 por ciento en enero y otro porcentaje similar en febrero.

"Un dato muy importante es que este aumento no es a cuenta de nada, quiere decir no están comprometidos los futuros aumentos que puedan producirse", señaló el secretario adjunto Antonio Ratner a Rosario/12 quien explicó que el grueso del personal está comprendido entre las categorías 16 a 18 y que la suba salarial significa entre $ 180 y $ 200.

Ratner aseguró que los trabajadores son conscientes de que merecen más pero también que lo obtenido es un "logro importante con el que además se destrabó un conflicto muy largo, muy incierto y duro".

Las dos partes mostraron conformidad y valoraron la "disposición" que pusieron en juego una y otra. En definitiva, los empleados municipales obtuvieron gran parte de lo que pedían con un poco de flexibilización en los tiempos y con el reaseguro que al incremento obtenido no se lo llevarán los que se consigan en el resto del año. La Municipalidad por su parte no se mueve del análisis en cuanto a que el presupuesto 2007 estaba cerrado, tal como repitió tantas veces el intendente y en definitiva el incremento corre desde el 1º de enero pasado.

Hasta dos o tres días atrás la Municipalidad no se movía de los argumentos que hacían sostener su posición en que no era posible dar aumento en diciembre porque el compromiso salarial del 2007 estaba cerrado y la última propuesta estiraba los tiempos porque desdoblaba el salario pero a partir de febrero. Por su parte los trabajadores obtuvieron un aumento del salario inicial en diciembre y un adelantamiento de un mes en los tiempos de percepción, ya que el primer incremento va hacia la caja de jubilaciones municipal. El acuerdo beneficia además a los pasivos del sector.

Los trabajadores aceptaron la propuesta que hizo el Ejecutivo después de una asamblea de delegados que duró alrededor de una hora y media y en la que algunos de los participantes pensaban en continuar con el planteo de otras alternativas aunque no llegaron a proponerlas como moción y ni siquiera fueron evaluadas.

Para Ratner se cerró un capítulo y como adjunto que es de la Federación de Trabajadores Municipales (Festram) anunció que ahora se plantea una "lucha provincial" en función de poder reunir la comisión paritaria provincial para lograr una escala que unifique el nivel salarial de la provincia. "Vamos a comenzar a trabajar con localidades pequeñas", dijo pero también sacó como conclusión que los aumentos obtenidos por los trabajadores de las ciudades de Santa Fe y de Rosario "influyen en el norte y en el sur santafesino y de allí que se suman otros municipios y comunas". Ratner también adelantó que se comenzarán las conversaciones con la subsecretaria de Municipios y Comunas Mónica Bifarello para acordar la que se pretende que sea la convocatoria a paritarias.

Horacio Ghirardi, secretario de Gobierno, y el secretario de Hacienda Gustavo Asegurado participaron ayer de la reunión donde se llegó al acuerdo. Fue justamente el secretario de Gobierno el que señaló que se mantiene lo dicho tantas veces por Lifschitz acerca que el incremento no involucraba el presupuesto del año anterior.

"El acuerdo es para el 2008 y a partir de ahora se discutirá en paritarias", señaló Ghirardi a la vez que destacó lo positivo del acuerdo: "La administración municipal estaba sobreexigida y se había resentido mucho la prestación de servicios a la población".

--¿Qué pasó de distinto en estas últimas horas para que se pueda llegar al acuerdo?, consultó este diario.

--Hubo una actitud importante de parte del gremio en cuanto a flexibilizar su postura y también el municipio hizo un gran esfuerzo ya que significa una cifra cercana a 40 millones de pesos en todo el año. Por supuesto que es una sobreexigencia para la Municipalidad pero había una previsión que es la que se utiliza. De hecho que lo que se pone en un lugar no se pondrá en otro y que disminuyen las posibilidades en cuanto al rubro prestación de servicios y obras -respondió Ghirardi.

Compartir: 

Twitter
 

Horacio Ghirardi, secretario de Gobierno y uno de los negociadores con el sindicato. "Hubo una actitud importante de parte del gremio en cuanto a flexibilizar su postura".
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2017 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.

Logo de Gigared