CIUDAD

Presentación holandesa

Una empresa holandesa pidió ayer a la Justicia porteña la quiebra del consorcio Puentes del Litoral, constructor y concesionario del puente Rosario-Victoria, por una deuda impaga de aproximadamente 36 millones de dólares.

La demandante es Boskalis-Ballast, firma holandesa que realizó el dragado y la construcción de los terraplenes del puente erigido sobre el río Paraná y es "el principal acreedor privado" del concesionario, según afirmó en un comunicado de prensa.

Boskalis-Ballasta aseguró que los aportes económicos para la construcción del puente "fueron mayoritariamente estatales" y explicó que "la situación económico-financiera de Puentes del Litoral, luego de la devaluación, le impidió cumplir sus obligaciones, al encontrarse con deudas contraídas en dólares para la construcción del puente y tarifas de peajes locales en pesos".

La demanda fue radicada ante el Juzgado en lo Civil y Comercial número 13, secretaría 26, de la Ciudad de Buenos Aires, a cargo de Alejandra Tevez.

Compartir: 

Twitter
 

 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2021 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.