CIUDAD › POLéMICO BENEFICIO PARA EL REPRESOR RAMóN GENARO DíAZ BESSONE.

Vacaciones en Buenos Aires

De concretarse, el beneficio es polémico porque llegaría después de haber violado las normas sobre su arresto domiciliario, ya que el Patronato de Liberados fue a buscarlo a su domicilio legal y estaba habitado por otra persona.

 Por José Maggi

Cuando aún no se acallan los ecos de la reprimenda pública que el Ministerio de Justicia nacional le hiciera a los tres jueces santafesinos que otorgaron salidas transitorias a tres represores, la justicia federal local está a punto de otorgarle un polémico beneficio al represor Ramón Genaro Díaz Bessone: permitirle pasar el mes de enero en Buenos Aires, hasta que se retomen las audiencias en febrero, a pesar de que tiene un alta médica del Hospital Militar porteño, donde estuvo alojado por un supuesto Accidente Cerebro Vascular. De concretarse, el beneficio es polémico porque llegaría después de haber violado las normas sobre su arresto domiciliario, ya que el Patronato de Liberados fue a buscarlo a su domicilio legal y estaba habitado por otra persona.

La historia de Díaz Bessone comenzó con una supuesta afección que derivo su traslado al Hospital Militar en noviembre de 2011. Luego de reiterados pedidos de los fiscales Gonzalo Stara y Mario Gambacorta, finalmente, el Tribunal Oral Federal Nº 2 ordenó el traslado a Rosario del jefe máximo de la represión en esta zona, quien se encontraba internado en el Hospital militar de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires.

Ante la orden, el defensor del imputado Gonzalo Miño, se opuso al traslado ordenado alegando que no había sido dado de alta y así, se decidió oficiar al Hospital a los fines de que su director informara si Díaz Bessone había sido dado de alta.

La decisión fue apelada por la Fiscalía en el entendimiento de que esultaba innecesario que el director del Hospital informara si el imputado había sido dado de alta, ya que lo habían afirmado los médicos tratantes y a partir de los informes elaborados por éstos, el TOF 2 había ordenado el traslado mencionado.

Como era de esperar, el director informó que no era de su competencia la decisión de otorgar el alta y a la vez, se recibieron informes donde -como bien se había entendido﷓ confirmaban que se había otorgado el alta a Díaz Bessone del Hospital Militar.

Puestos en conocimiento de la Fiscalía de estos nuevos informes -comenzada ya la feria judicial﷓ se insistió en que el único lugar en que debía estar el imputado, era en su domicilio de Rosario cumpliendo prisión preventiva bajo la modalidad de domiciliaria. En este sentido los fiscales plantearon que "no había ninguna razón legal" para que el imputado no retorne a su lugar de detención, esto es, su domicilio en Rosario.

Esta semana, el TOF 2, declaró abstracta el recurso de la revocatoria interpuesto por la Fiscalía y ordenó el inmediato traslado de Díaz Bessone a Rosario. Pero antes de efectivizarse formalmente el traslado, se constató a través de las autoridades provinciales encargadas del control del imputado, el Patronato de Liberados que en dicho domicilio vivía otra persona que había alquilado otra propiedad.

El abogado Miño planteó entonces que su defendido tuvo que dejar ese inmueble, y se comprometió a fijar un nuevo domicilio en el mes de febrero, por lo cual pedía que se lo dejara pasar este mes en territorio bonaerense.

Ahora falta que el TOF 2 resuelva este punto: si le permite quedarse en Buenos Aires y en este caos en el Hospital o en su domicilio. O si por el contrario confirma su traslado a Rosario. Como telón de fondo está la violación a las condiciones de arresto domiciliario por no haber notificado al tribunal que iba a constituir nuevo domicilio en esta ciudad.

Consultado el fiscal de la causa, Gonzalo Stara sostuvo que no fue informado formalmente por el tribunal ni por las autoridades de la provincia de ésta situación y adelantó que evaluará las medidas a seguir, que podrían incluir la solicitud de revocación de la prisión domiciliaria.

Cabe recordar que el 15 de noviembre el Tribunal Oral Federal Nº 2 decidió que continúe con el juicio al ex general Ramón Genaro Díaz Bessone, y que éste siga las alternativas desde el Hospital Militar de Buenos Aires.

Compartir: 

Twitter
 

Díaz Bessone es juzgado por terrorismo de Estado en Rosario, cuando ocupó la jefatura del II Cuerpo.
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.