CIUDAD › ENTREVISTA A LA SECRETARIA DEL GREMIO DOCENTE UNIVERSITARIO DE ROSARIO

"Estamos viendo cómo seguimos"

"La idea de nosotros como otras asociaciones de base de Conadu es la de seguir reclamando un aumento salarial", señaló Ferrer a Rosario/12. Esta semana hubo un paro de 48 horas en la UNR y la semana que viene se realizará un nuevo congreso.

 Por Claudio Socolsky

Tras las críticas efectuadas por el rector de la Universidad Nacional de Rosario (UNR), Darío Mariorana, a la Asociación Gremial de Docentes e Investigadores de la UNR (Coad), por los dos días de paro decretados en la semana; la secretaria general, Laura Ferrer Varela, aseguró que el gremio de base rosarino no fue el único que realizó algún tipo de medida en reclamo de una mejor propuesta salarial. La dirigente gremial agregó que si bien la negociación se lleva adelante a través de una mesa salarial, en la que intervienen los representantes de cada una de las Federaciones, dentro de Conadu existen asociaciones que se expresaron en contra de aceptar la propuesta, como las de Córdoba, Río Cuarto, San Luis, Entre Ríos y Rosario. "Nosotros tenemos un mandato; no nos debemos hacia la Federación, si no que nos debemos hacia nuestros compañeros. El mandato del conjunto de los compañeros de Rosario, tanto nosotros como otras asociaciones de base de Conadu es el de seguir reclamando un aumento salarial", señaló ayer Ferrer a Rosario/12.

El jueves, durante la presentación del comedor universitario en La Siberia, el rector señaló que la postura de Coad era una "contradicción flagrante", ya que Conadu, el gremio nacional, había firmado el acuerdo salarial. "No somos los únicos que hicimos paro el 24 y 25, sino que lo hicimos junto con otras 26 universidades, y en otras asociaciones en donde no hubo paros sí protestas, como por ejemplo en Río Cuarto, que no hubo un paro efectivo porque se estaba llevando adelante las elecciones de claustro; entonces el planteo fue hacer clases públicas y manifestaciones para resaltar que estábamos en desacuerdo con el porcentaje de aumento planteado por la Nación", precisó Ferrer.

El gobierno nacional ofreció a los docentes universitarios un aumento escalonado fijado de la siguiente manera: 12 por ciento en marzo, 6 por ciento en junio, y 2,5 por ciento más un ajuste por nomenclador en setiembre. Para Ferrer, el prorrateo de esta propuesta conforma en realidad un 14,5 por ciento anual. "Esto significa que está por debajo de la pauta enviada como aumento de monto de masa salarial para las Universidades en el Presupuesto para este año que es del 18 por ciento, que para nosotros también es exiguo", planteó.

Según la secretaria general de Coad, el paro estaba fijado antes que se firmara ese acuerdo, por lo que el cuerpo de delegados resolvió que se iba a seguir adelante con la medida para mostrar el desacuerdo. "Estamos viendo cómo vamos a seguir, pero la semana próxima tenemos un congreso, y desde allí veremos si ratifica o no lo actuado por la mesa, y por otro lado vamos a ver en Rosario qué otras cosas podemos hacer".

De todos modos, Ferrer adelantó que tratarán de conseguir "una expresión" del conjunto de los decanos y rectores que están en desacuerdo con la propuesta salarial. "El planteo de aumento salarial tiene que ver, no solamente con nuestras condiciones de trabajo, si no con nuestras condiciones de enseñanza", indicó la secretaria General de Coad.

"Si hay un salario digno, no tendríamos que andar corriendo y dando vueltas por todos lados para poder tener mejores ingresos y así mantener a nuestras familias. Todo esto hace que uno se pueda dedicar mejor a la Universidad, enseñar mejor, y formar mejores profesionales; creemos que eso no atañe solo a los docente si no a la comunidad universitaria y a la población", agregó Ferrer.

Lo cierto es que además de los reclamos de mejoras salariales, desde el gremio que nuclea a los docentes universitarios rosarinos insisten en pedirles a las autoridades del rectorado que mejoren las condiciones de trabajo en las facultades y escuelas que dependen de la UNR.

"Hace años que tenemos problemas de gas dentro de la Universidad, no solo para calefaccionar, si no para los laboratorios. Además, se suponía que para principios de este año debía estar terminada la obra del Politécnico; la empresa que está realizando los trabajos terminó la instalación, pero no tiene la aprobación de Litoral Gas y ya estamos a mayo; hay infinidad de problemas en cada una de las distintas facultades y escuelas", concluyó.

Compartir: 

Twitter
 

"Vamos a ver en Rosario qué otras cosas podemos hacer", dijo Laura Ferrer Varela.
Imagen: Alberto Gentilcore.
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.