CIUDAD › LA PRESIDENTA FIRMó EL DECRETO DE LA ZONA FRANCA DE VILLA CONSTITUCIóN

Un anuncio con ironía para Bonfatti

Al inaugurar por teleconferencia la ampliación de la planta de la fábrica Arneg, Cristina Fernández preguntó si el gobernador seguía de vacaciones. Le mandó a decir que el lunes estará publicado la norma que él le había pedido.

 Por Lorena Panzerini

"No veo al gobernador (Antonio) Bonfatti. ¿Está de vacaciones todavía? Tenía una sorpresa para él", dijo la presidenta Cristina Fernández de Kirchner, en teleconferencia desde la Casa Rosada, para anunciar que ya está firmado el decreto 12/13 de habilitación de la Zona Franca en Villa Constitución. "Avísenle que ya está, porque él me lo había pedido. Saludos al gobernador", dijo mostrando el texto de la resolución que pasado mañana estará publicada en el Boletín Oficial. La respuesta de la mandataria llegó dos meses después del último encuentro con Bonfatti, en la vecina localidad, cuando el gobernador le hizo el pedido. El anuncio fue en oportunidad de inaugurar la ampliación de la planta de la empresa Arneg Argentina S.A., y la nueva prensa continua para fabricar paneles de poliuretano para la construcción y la refrigeración. La Nación, a través de los Créditos del Bicentenario aportó casi 20 millones de pesos, de los 36 millones que invirtió la firma de capitales italianos. La figura del acto fue la ministra de Industria, Débora Giorgi, quien destacó los logros de la empresa; y antes de irse adelantó: "La semana que viene quizás vengamos a hacer alguna visita en la zona porque hay bastante interés de construir rieles por acá".

Con el clima de tensión todavía candente entre el socialismo y el justicialismo santafesino, frente a los entredichos por el problema del narcotráfico, el acto de ayer se realizó sin la intendenta Mónica Fein y sin el gobernador, que recién llegado de sus vacaciones mantuvo reuniones con ministros de su gabinete. El cónclave se desarrolló en la empresa de capitales italianos radicada en Rosario, donde por teleconferencia la presidenta inauguró la ampliación de la planta y la nueva prensa que compraron con el aporte de los créditos que brinda el estado nacional, por 19.8 millones de pesos, de un total de 36 millones.

Después de las 11 de ayer, las banderas de La Cámpora y la agrupación Kolina ya flameaban dentro del galpón acondicionado con telas blancas para la ocasión. Mientras los militantes entonaban los cánticos, fueron llegando algunos funcionarios. A pocos metros del salón donde se realizó el acto, los directivos de la empresa acompañados por la ministra Giorgi, el vicegobernador Jorge Henn, los diputados nacionales Agustín Rossi y Omar Perotti, la diputada provincial María Eugenia Bielsa, el ministro provincial de la Producción, Carlos Faccendini y los concejales Norma López y Roberto Sukerman, recorrieron la planta para luego protagonizar el corte de cintas. También estuvo el senador Miguel Lifschitz, sentado en la primera fila.

Tras las primeras palabras protocolares de los asistentes, la presidenta inició la teleconferencia desde el salón de las Mujeres Argentinas del Bicentenario, en simultáneo con Campana, donde inauguró una planta destiladora; y también por el auditorio Leonardo Favio, en Mar del Plata. Antes de su discurso, la mandataria saludó a los presentes en cada una de las localidades. En Rosario, la ministra Giorgi detalló la situación de la planta. Siempre sonriente, señaló que en 2003, Arneg tenía 37 trabajadores; hoy la cifra escaló a 180, y además se incorporarán 17 nuevos puestos. "Arneg exporta, apuesta, capacita, multiplica el trabajo con más de cuarenta proveedores que componen su cadena de valor", dijo sobre la empresa que "encontró en Argentina un acompañamiento del gobierno de Néstor y Cristina Kirchner, que permitió que sus clientes, los supermercados, aumentaran tres veces las ventas".

Luego, el CEO de la firma, Piero Carletto, le agradeció a la presidenta en un castellano mezclado con italiano. "Entre marzo y abril de 2011 la Nación otorgó el crédito y ahora se completó la inversión que genera trabajo directo e indirecto", dijo.

Cristina Fernández escuchó después a José, un trabajador de la planta con casi veinte años de antigüedad que le agradeció "por todo lo que hace por la industria argentina para que cada día los obreros estemos mejor". Y aseguró: "Néstor nos sacó del pozo. Yo viví lo que sucedió en 2001; nadie me lo tiene que contar", aseguró.

En su discurso, la presidenta aseguró que Argentina es una país "afortunado" al hablar del desempleo en comparación con otros países como España. Y al entrar al plano local buscó entre los presentes en Rosario, al gobernador Bonfatti. "No lo veo. Le tenía una sorpresa. ¿Sigue de vacaciones?", preguntó. Cuando le alcanzaron el micrófono al vicegobernador Henn, éste pretendió explicar que el gobernador ya estaba en funciones, pero la mandataria se adelantó con el anuncio. "Avísenle que ya está lo que me había pedido. Acá tengo la resolución firmada por el ministro de Economía para la Zona Franca en Villa Constitución. Díganle, de parte de la presidenta. Y avísenle también al intendente de Villa Constitución y a todos los habitantes que nos lo habían pedido la última vez que fuimos, será publicado en el boletín oficial el próximo lunes. Saludos al gobernador", dijo sonriente.

El pedido lo había hecho Bonfatti en noviembre pasado, cuando se encontraron en la apertura de una fábrica de laminados en Villa Constitución.

Por su parte, el vicegobernador Henn aseguró que es "muy importante para la provincia acceder a los beneficios de la Zona Franca. Hoy la presidenta nos comunicó esto y se lo queremos agradecer. Es un decreto marco que determinará utilizar beneficios de todo tipo para la radicación de un puerto en Villa Constitución".

Compartir: 

Twitter
 

Antes de la teleconferencia, la ministra Giorgi recorrió la fábrica con el CEO de Arneg.
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.