CIUDAD

Lifchitz prepara el anteproyecto para la Carta Orgánica de Rosario

El intendente firmó un convenio con la Facultad de Derecho para que trabaje en un modelo de constitución ciudadana para una futura ciudad autónoma. Se discutirá en los distritos.

El martes pasado en el lanzamiento de su campaña por la reelección, Miguel Lifschitz anunció que su administración ya estaba trabajando en la confección de la nueva Carta Orgánica para la ciudad autónoma. Ayer, el intendente dio un paso concreto al firmar un convenio con la Facultad de Derecho de la Universidad Nacional de Rosario para la elaboración de un anteproyecto de una especie de Constitución municipal. La elaboración del documento llevará entre 3 y 4 meses, tras lo cual se someterá a discusión en los distintos sectores de la sociedad. Lifschitz dijo tener esperanza que con el recambio de autoridades en la provincia se avance en la reforma constitucional para así incorporar las autonomías municipales. El secretario de Gobierno, Juan Carlos Zabalza comentó a este diario que la intención del Ejecutivo es darle mayor status legal a "herramientas que están vigentes como la descentralización y el Presupuesto participativo. También pensamos incorporar mecanismos de democracia semidirecta como la consulta popular y el referéndum revocatorio de mandato".

Lifschitz firmó el convenio ayer en el Palacio de los Leones con el decano de Derecho, Ricardo Silberstein. Estuvieron presentes además autoridades del Colegio de Abogados y del Concejo.

En su discurso, el intendente reconoció que la consagración de la autonomía municipal "es una tarea pendiente en la provincia de Santa Fe. Hemos hecho en los últimos años varios intentos de promover el debate parlamentario pero no hubo todavía la suficiente decisión política que permita avanzar. Más tarde o más temprano la autonomía va a llegar".

"Tenemos numerosas expectativas -continuó- de que el próximo período, que se va a iniciar el 10 de diciembre, habilite a que se pueda avanzar en este proceso. Esperamos que por el camino de la reforma constitucional, como lo establece la Constitución Nacional, y en ese sentido nos parecía oportuno ganar tiempo, ir avanzando desde la ciudad en el diseño de la arquitectura institucional que pensamos e imaginamos para Rosario, a través del proceso de la Carta Orgánica".

El jefe comunal convocó a la Facultad a conformar un equipo técnico mixto entre funcionarios municipales de larga experiencia en cartas orgánicas locales, junto a los de Derecho, además de convocar a especialistas y asesores que les puedan acercar sus experiencias.

En la futura Carta Orgánica se definirá la forma de gobierno, la forma de elección de las autoridades y otras cuestiones como la representación general o distrital, los mecanismos de participación y de control o las políticas especiales que se seguirán en determinadas materias (salud, educación, seguridad, medio ambiente).

Consultado por Rosario/12, Zabalza aclaró que en realidad "todo dependerá de lo que decidan los convencionales constituyentes de la eventual reforma de la Constitución provincial. Si la autonomía que allí se incorpora es acotada no habrá mucho margen para trabajar, pero si nos dan las herramientas legales vamos a avanzar".

El reclamo de la autonomía para Rosario fue una de las exigencias que permanentemente Lifschitz le hizo al gobierno provincial durante estos cuatro años. El intendente llegó a lanzar la idea de una consulta popular para que los rosarinos se expresarán al respecto. "No tendría sentido saldría un millón a cero", le contestó el gobernador en un intento por deslegitimar la iniciativa, que finalmente, quedó archivada.

Si bien la actual administración provincial giró a la Legislatura un proyecto tendiente a dotar de autonomía a los municipios, la falta de consenso entre los bloques mayoritarios impidió su tratamiento. El socialismo reclamó siempre su consagración, pero no mediante una ley regular sino en el mismísimo texto constitucional, reforma de la Carta Magna mediante, para garantizar perdurabilidad.

Lifschtiz pretende que el gobierno municipal tenga ingerencia en asuntos vinculados a lo financiero, la educación y hasta los programas de seguridad, en un esquema similar al de Capital Federal.

Compartir: 

Twitter
 

El decano de Derecho Silberstein y el intendente, ayer en el acto donde se firmó el convenio. "Más tarde o más temprano la autonomía va a llegar. Es algo que está pendiente", aseguró Lifschitz.
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2017 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.

Logo de Gigared