CIUDAD

El primer diálogo en el Lavadero Virasoro tras 43 días de protesta

Fue ayer, a instancias del gobierno provincial, en la sede de la ex Jefatura de Rosario. Un grupo de trabajadores del lavadero textil, aceptaría los retiros voluntarios.

 Por José Maggi

Por primera vez desde el inicio del conflicto hace 43 días los trabajadores despedidos del Lavadero Virasoro se sentaron frente a un representante de la empresa para empezar a encausar el conflicto. La mesa de negociación tuvo lugar en la sede local de la Gobernación, donde estuvieron el secretario de Trabajo Alberto Gianneschi, el secretario de Seguridad Gustavo Peters, el abogado laboralista Jorge Elizondo, el letrado de la empresa Alberto Chacama, y el secretario de la CGT local Edgardo Arrieta. "La reunión fue positiva desde el momento en que algunas alternativas se analizaron, aunque ninguna se resolvió sino que pasamos a un cuarto intermedio hasta el jueves a las 14. Durante este tiempo las partes han acordado una especie de paz social", reconoció el titular de la cartera de Trabajo, quien además confesó que el Sindicato de trabajadores de Lavaderos propuso el retiro voluntario de los 57 despedidos.

Jorge Elizondo evaluó el encuentro como "positivo, porque por más que la empresa nos plantee que no hay despidos sino que parece que hay 57 trabajadores que se pusieron de acuerdo y dejaron todos juntos sus trabajos, para después instalarse con una carpa y chuparse todo el frío de este mes y medio, nadie lo puede creer".

"Y lo otro importante -agregó el letrado- es el reconocimiento oficial del conflicto porque es la Secretaría de Trabajo la que convoca a este reunión, con lo cual es bienvenido que el gobierno piense que hay que solucionar el conflicto con el diálogo. Nosotros, en tanto, planteamos que la solución pasa por la reincoporación de todos los despedidos. Por eso decimos que no hay posibilidad alguna de resolver esto sin la reincorporación de todos ellos, no queremos indemnización ni retiro voluntario sino los puestos de trabajo".

A su turno Alberto Gianneschi explicó que "esta es una mesa de negociación, fruto de un acuerdo al que arribamos el lunes con la empresa y los trabajadores que están en situación de despido y que para la empresa han hecho abandono de trabajo".

En el mismo sentido evaluó el encuentro como "positivo desde el momento en que algunas alternativas se analizaron, aunque ninguna se resolvió sino que pasamos a un cuarto intermedio hasta el jueves a las 14. Durante este tiempo las partes han acordado una especie de paz social sin adoptar ninguna medida de fuerza, ni denuncia de ningún tipo para favorecer este clima de diálogo que se esta construyendo, en este ámbito de negociación voluntaria que no es una conciliación obligatoria. Por eso digo que es una reunión positiva".

Entre las ofertas barajadas, reconoció el titular de la cartera laboral- "el Sindicato de trabajadores de Lavaderos propuso el retiro voluntario para los 57 trabajadores que están en situación de despido. Pero lo positivo fue el reconocimiento acerca del alcance del conflicto, que excede a los 57 despedidos, sino a la totalidad del plantel que es cercano a los 350.

Por su parte el secretario de Seguridad Gustavo Peters aclaró que la única orden que tiene la policía es establecer el orden público, para que no haya desmanes, ya que hay recursos de habeas corpus presentados por ambas partes, es decir tanto el empresario como los trabajadores. Pero lo importante de esta mesa de diálogo es que los protagonistas pasaron a ser ahora los actores del conflicto, desde el Estado a través de la Secretaría de Trabajo, la CGT como representantes gremiales los trabajadores en conflicto y la empresa y la policía no es un acto en este conflicto, porque en un primer momento fue protagonista".

Por su parte para el secretario adjunto de la CGT Edgardo Arrieta "fue importante sentar a las partes, tanto a los trabajadores, como el Sindicato, al gobierno de la provincia y la empresa. Me parece que se llegaron a conclusiones importantes, se han dicho las cosas que se debían decir en una mesa chica, buscando la solución del conflicto a la brevedad lo que nos beneficiaría a todos". En este sentido apuntó que "como CGT entendemos que los despidos y las fuentes de trabajo son temas prioritarios. Tenemos que buscar la solución de que nunca más haya despidos ni se cierren las fábricas".

Compartir: 

Twitter
 

El secretario de Seguridad Peters y su par de Trabajo, Gianneschi; encabezaron la reunión. "Es una mesa de negociación, fruto de un acuerdo al que arribamos con la empresa y los trabajadores".
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.