CULTURA / ESPECTACULOS › SOBRE LOS APOYOS OFICIALES

A contramano del tiempo

 Por J.C.

Una vez más la continuidad de ciertos espacios culturales que no son rentables ni dan lustre a las gestiones de los funcionarios de turnos suele ser amenazada si la capacidad de esfuerzo de los responsables de esos espacios termina por agotarse.

Este es el caso de un Festival de Teatro como el de Villa Giardino que no es solamente el empecinamiento por parte de algunos teatreros de mostrar sus trabajos y generar una movida solo destinada a la gente teatrera.

Este espacio ganado por gente como la actriz y directora Emilia Gómez al frente de un grupo de jóvenes entusiastas que se nuclearon hace 15 años alrededor de la "Biblioteca Popular Leopoldo Lugones"; es algo más que un refugio para el teatro independiente del país.

Pero esto no lo pueden entender algunos funcionarios que a pesar de su presencia en este Festival, tratan de minimizar los aportes que a cuentagotas en espacio y tiempo suelen distribuir más para legitimar su gestión que para colaborar en el sostenimiento de este importante evento

Tanto el Instituto Nacional del Teatro en la figura de su representante de la Delegación Córdoba como los responsables de la Agencia Córdoba Cultura parecieran no estar a la altura de los requerimientos de un espacio que es ya sostenido por los comerciantes y los vecinos de Giardino.

Esto no es un hecho aislado y se repite en muchos puntos de un país que intenta modificar alguna imagen con respecto a su fachada democrática y crea instituciones para subsidiar y apoyar la cultura al margen de que los responsables de esos organismos tengan su propia mirada que casi siempre no coincide con el quehacer de los artistas.

Compartir: 

Twitter
 

 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.