soy

Viernes, 25 de marzo de 2011

A LA VISTA

Yo aborto todas abortamos

El deseo de abortar implica una urgencia que atender, su anclaje al tiempo involucra siempre la necesidad de la ayuda de otrxs, y la falta de esa ayuda es lo que deviene en lesiones y muerte. Por eso, el uso de misoprostol es una alternativa tan valiosa y segura, que bien utilizado antes de la semana doce de embarazo consigue un aborto eficaz, sin consecuencias que lamentar y, sobre todo, sin salir de casa.

Ahora bien, qué hace una agrupación de lesbianas y feministas creando una línea para difundir el uso de misoprostol y militando por la descriminalización del aborto es digno de preguntar. “Para nosotras ser lesbianas no fue nunca un elemento de ruptura, la idea no es formar guetos sino marcar distintas perspectivas de trabajo, por eso surgieron las ganas de intervenir. Como lesbianas tenemos cierta mirada sobre la práctica política o la práctica de la visibilidad, sobre cómo poner palabras donde hay silencios. Cuando atendemos la línea tenemos una ideología de educación entre pares, nos sentimos iguales a quienes nos llaman, y en ese sentido hay mucho en común entre las lesbianas y las mujeres que deciden abortar: el estigma sobre seguir el propio deseo. Luchamos por el acceso igualitario a medicamentos y tratamientos que se usan sobre el cuerpo, y por esa lucha, hay mucho de paridad entre las mujeres que abortan y las lesbianas. Cuando las mujeres llaman, al principio no entienden bien qué hacen las lesbianas dando información sobre aborto, pero luego se genera un nivel de comunicación sin estigmas ni prejuicios, nada paternalista, es una relación potente que creemos que aporta más a la discusión del aborto y a las mujeres que abortan”, explica Verónica Marzano, integrante de Lesbianas y Feministas por la Descriminalización del Aborto.

El espacio se armó en marzo de 2009 con la creación de una línea telefónica, que brinda información sobre cómo reducir los riesgos y daños de los abortos inseguros y el correcto uso del misoprostol. La línea funciona de lunes a jueves de 9 a 15 y viernes, sábado y domingo de 18 a 24. Las llamadas son atendidas por activistas entrenadas específicamente para dar la información. No reemplazan la indicación médica, brindan la información pública que la OMS tiene en su página y traducen esa información a un lenguaje comprensible para todas.

Las integrantes de LyFxDA venían de formar parte de diferentes espacios de derechos humanos, lgbt, organizaciones sociales y educativas y se conocían del ámbito de la militancia. Las ganas de compartir la información y de que ésta sea expresada de manera directa y entre pares propició la rápida difusión del proyecto. Pronto la necesidad de intervenir se expandió a otras áreas, destinadas a promover la legalización y despenalización del aborto y a defender la idea del aborto en casa.

La diversidad dentro del grupo logró que en muy poco tiempo se ramificaran y el año pasado crearon la Red contra el Aborto Inseguro de la Argentina y el boletín informativo online, donde canalizan la información que recoge la línea y llegan a más espacios de dialogo, como el ámbito político o periodístico. Pero lo más interesante de esta difusión es la posibilidad de darles voz y participación a médicos y responsables de atención primaria, el espacio donde la práctica médica se junta con la necesidad de las mujeres que quieren abortar.

El boletín digital, que también se puede chequear en la página, ya lleva siete ediciones. Se pueden encontrar estadísticas, el estado parlamentario de los dos proyectos de legalización en danza, entrevistas a actores nuevos en la temática, como el presidente del Comité de Bioética del Hospital Italiano, gente del ámbito de la educación o de la cultura: otras voces diferentes que resultan imprescindibles para sellar el consenso necesario para legalizar el aborto. “Nos dimos cuenta de que era bueno tener nuestra propia prensa digital para difundir aquellas ideas y cosas que queríamos decir, poder dar ahí una discusión sobre los sentidos alrededor del aborto legal. Teníamos mucho para decir y no nos alcanzaba con esperar a que los medios nos vengan a hacer notas”, dice Marzano.

LyFxDA apoya los dos proyectos de ley, el de la Campaña Nacional por el Aborto Legal, Seguro y Gratuito y el de Nuevo Encuentro, que se presentó el año pasado, muy parecido al de la campaña pero que propone legalizar hasta la semana 14. La necesidad de que estos proyectos se traten este año en el Congreso también se ve volcada en el boletín, que sale cada 15 días.

A partir del año pasado la línea se vio superada por la demanda: atienden 20 llamadas diarias pero entran 50 llamadas cada día, algunas mujeres se comunican al día siguiente pero muchas otras no lo hacen, lo que derivó en la publicación del manual “Todo lo que querés saber sobre cómo hacerse un aborto con pastillas” (que se puede descargar en la web). La idea es profundizar la información y abrir el debate en otras instancias, porque en la línea se da una relación privada entre la mujer y la persona que atiende, pero el manual hace que las mujeres puedan discutir esta información con sus médicos, con sus parejas, con sus amigas, además de tener disponible el material en cualquier momento.

www.abortoconpastillas.info

Compartir: 

Twitter
 

 
SOY
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.