14:47 › LA CAUSA QUEDó SIN PROCESADOS

Murió el último detenido por los crímenes de la Triple A

El ex policía federal Miguel Angel Rovira falleció el 23 de julio pasado. A los 80 años, era el último procesado vivo en la causa a cargo del juez Norberto Oyarbide. Antes que él habían muerto los otros tres imputados, Eduardo Almirón, Felipe Romeo y Juan Morales.

Oyarbide tramita en España, aún sin resultados, la extradición de la ex presidenta Martínez de Perón, en el marco de la causa donde se investigan crímenes declarados de lesa humanidad imprescriptibles.

Precisamente el 14 de junio pasado, la Cámara Federal porteña había declarado nula una tercera prórroga en la prisión preventiva de Rovira y había instado a Oyarbide a apurar los tiempos de la causa para llevarlo a juicio oral.

Los camaristas Jorge Ballestero y Eduardo Freiler lo criticaron por la "inexplicable pasividad" en la causa, que investiga doce crímenes ocurridos en los dos años previos al golpe de Estado del 24 de marzo de 1976 y adjudicados a la Alianza Anticomunista Argentina.

En la causa se dio por probado que Rovira había sido mano derecha y custodio del ideólogo del grupo paramilitar, el fallecido ex ministro de Bienestar Social de Isabel Perón, José López Rega.

En la causa quedó procesado por los crímenes de Rodolfo Ortega Peña, Alfredo Curuchet, Julio Troxler, Silvio Frondizi, Luis Mendiburu, Carlos Laham, Pedro Barraza y el hijo bebé de Raúl Laguzzi. También por la privación ilegal de la libertad agravada y homicidio doblemente calificado de Daniel Banfi y Luis Latrónica, como instigador.

Hasta que se reabrió la causa y poco antes de ordenarse su captura, Rovira había trabajado como custodio para la empresa de subterráneos Metrovías.

Compartir: 

Twitter
 

 
ULTIMAS NOTICIAS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.