CIENCIA › INVESTIGADORES ARGENTINOS PARTICIPARáN DE LOS EQUIPOS MáS AVANZADOS DE LA UE

Puentes a la ciencia europea de punta

Un acuerdo entre el Ministerio de Ciencia y la Comisión Europea permitirá a los científicos argentinos formar parte de las prestigiosas becas del Consejo Europeo de Investigación. Es el primer país de América latina y el tercero en el mundo en participar de esa experiencia.

Los científicos argentinos serán los primeros latinoamericanos y terceros en todo mundo habilitados para formar parte en Europa de los equipos de investigación de avanzada ganadores de las becas del Consejo Europeo de Investigación (ERC, por sus siglas en inglés), dependiente de la Unión Europea. El ministro de Ciencia, Lino Barañao, y la responsable de Cooperación internacional de la Dirección para la Investigación e Innovación de la Comisión Europea, María Cristina Russo, firmaron un acuerdo de cooperación entre Argentina y este organismo. Se trata del primer acuerdo de estas características que la UE firma con un país latinoamericano.

Cada año, el ERC selecciona y financia a algunos de los investigadores más creativos del mundo para que desarrollen sus proyectos en Europa por cinco años. El acuerdo entre el Ministerio de Ciencia y el ERC se firmó antes de que el organismo lo hiciera con Brasil y México, que tienen status de “socios estratégicos”, o con China, Rusia e India. Además, es el tercer acuerdo realizado con un país externo a la Unión Europea en todo el mundo, después de Estados Unidos y Corea del Sur.

El convenio, firmado tras la conferencia “Hitos de la cooperación internacional en ciencia, tecnología e innovación entre Argentina y la UE”, que se realizó en la Academia Nacional de Ciencias, allana el terreno para que los científicos argentinos participen en los programas de investigación europeos de avanzada y del más alto nivel, tanto en becas individuales como en equipos de trabajo.

La firma del acuerdo se realizó en el marco del décimo aniversario de la Oficina de Enlace Argentina-Unión Europea en Ciencia, Tecnología e Innovación creada en 2005 en el seno de la Dirección Nacional de Relaciones Internacionales del Ministerio de Ciencia y Tecnología.

La oficina es financiada por el Ministerio de Ciencia y Tecnología con la Comisión Europea (cuya máxima autoridad regional es María Cristina Russo) y busca incrementar el impacto del Acuerdo de Cooperación Argentina-UE en Ciencia y Tecnología firmado en 1999. Según Barañao, “la creación de la Oficina de Enlace en 2005 marcó el rumbo: el aporte del conocimiento al desa-rrollo productivo. La Oficina ha tenido una eficacia del 25 por ciento comparada con países de la región y se convirtió en el vínculo entre Latinoamérica y la UE” (ver aparte).

Consultada sobre la particularidad de Argentina para realizar este acuerdo, María Cristina Russo opinó que el país “tiene equipos de trabajo y un ministerio que priorizan la cooperación científica sumados a una delegación científica con buenos resultados”. “Si bien llevamos diez años de cooperación, este acuerdo agiliza el trabajo en ciencia de un muy alto nivel científico”, agregó.

Argentina fue el primer país que hizo en 1999 un acuerdo bilateral para formalizar una relación internacional, existente desde la década del ’80. La forma en que la Comisión Europea financia la ciencia y la tecnología es a través de programas marco, que definen las líneas de acción y cuánto dinero va a requerir el proyecto en ciclos de cuatro años. El ciclo que, según María Cristina Russo, “concluye exitosamente” fue el séptimo. El octavo, que se inicia este año, se llama Horizonte 2020.

Este programa involucra un “monto para desarrollo científico tecnológico europeo de 80 mil millones de euros (el más alto del mundo en materia de investigación científica) e incluye convocatorias específicas para cofinanciamiento con países no europeos”, explicó. Además precisó que se aspira a “fortalecer la excelencia científica mediante becas grupales e individuales, brindar oportunidades en el mercado científico y enfrentar los grandes desafíos sociales como las problemáticas con la salud, el clima y el transporte sustentable”.

La mayoría de los proyectos son coordinados por países europeos, pero en la plataforma birregional de coordinación de la cooperación entre América latina y la Unión Europea terminó siendo Argentina el país que enlazó la red Alcue-Net, que compromete un presupuesto de cinco millones de euros para buscar líneas de investigación de interés entre 19 socios, con normas muy estrictas para el manejo del dinero.

Entre los hitos mencionados en la conferencia, se destacó la implementación de más de 40 capacitaciones, talleres y sesiones informativas, 18 Puntos Nacionales de Contacto temáticos diseñados en cada área del Programa Horizonte 2020, 44 puntos de Contacto Institucionales en todo el país y la existencia de 13 proyectos en ejecución.

En el marco del encuentro también se firmó una carta de intención con el presidente del Conicet, Roberto Salvarezza, y el director del Laboratorio Ibérico internacional de Nanotecnología (INL), Lars Montelius, para fomentar actividades de formación en recursos humanos y proyectos de investigación. Además, embajadores y representantes presentes de Alemania, Austria, Eslovaquia, España, Francia, Italia, Portugal y Rumania destacaron el alcance de la relación con Argentina.

Informe: María Fernanda Rezzano.

Compartir: 

Twitter
 

María Cristina Russo y Lino Barañao, tras la firma del acuerdo de cooperación.
Imagen: Bernardino Avila
 
CIENCIA
 indice
  • INVESTIGADORES ARGENTINOS PARTICIPARáN DE LOS EQUIPOS MáS AVANZADOS DE LA UE
    Puentes a la ciencia europea de punta

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.