DEPORTES › DEL POTRO JUGARA HOY LA FINAL DEL MASTERS DE LONDRES ANTE DAVYDENKO

Va por el título y el ranking

El ganador del US Open 2009 derrotó en semis al sueco Söderling y hoy se medirá en la final del Masters frente al número siete del ranking, quien derrotó a Federer. Si gana el tandilense, podrá cerrar el año como número 4 del mundo.

“Viva Del Po’, viva Del Po’, viva Del Potro, sí señor”, cantaba un grupo de hinchas del argentino en las plateas del Arena 02 londinense antes del inicio del encuentro que Juan Martín Del Potro (número 5 del mundo) le ganó al sueco Robin Söderling (9) por 6-7 (1), 6-3 y 7-6 (3), para alcanzar su primera final de un Masters. Es que la simpatía por el tandilense creció en Londres después de que Roger Federer, como si se tratara de un rey moribundo, diera la voz en favor del tandilense cuando se le preguntó quién era su favorito. “Veo bien a Del Potro”, manifestó el suizo, luego de caer ante el otro finalista, el ruso Nikolai Davydenko, quien con un 6-2, 4-6 y 7-5 cortó una racha negativa de doce derrotas consecutivas ante el número uno. Si Del Potro gana la final (11.30, televisa ESPN), terminará el año como número 4.

Söderling no era a priori un rival fácil y en la cancha demostró que su presencia en las semifinales no era casualidad. Del Potro no aprovechó las tres chances de quiebre que tuvo en el tercer game ni la que luego tuvo en el quinto, y así el set llegó a la definición por tie break. Arrancó el sueco y ganó el primer punto, pero Del Potro, errático, cometió su primera doble falta en la primera pelota, después se le fue afuera en la segunda y volvió a ceder su saque en el séptimo punto para dejar a Söderling 6-1 y a un saque del set. El 7-1 fue con un ace, su séptimo de los dieciocho con que entregó en la noche.

El arranque de la segunda manga fue similar, salvo que comenzó sirviendo Del Potro. La primera oportunidad de quiebre la tuvo el argentino en el sexto game, pero Söderling volvió a apelar a la efectividad de su saque y sin que el tandilense llegara a tocar la pelota logró salir del apuro.

El partido se le abrió a Del Potro, que prácticamente no había cometido errores no forzados, cuando en el octavo juego consiguió el quiebre. Söderling falló su primer servicio y le dejó el game en bandeja, ya que si había algo que le quedaba claro del partido al argentino era que debía atacar el segundo servicio del sueco, con el que éste tenía una efectividad de apenas el 30 por ciento. Se puso 5-3 arriba y no tuvo dificultades para cerrar el set y llevarse el parcial por 6-3.

La tercera manga fue puro dramatismo. Söderling quebró a Del Potro en el sexto game, en la primera chance de quiebre que tuvo en el partido, y se encaminaba a la victoria. Pero el tandilense reaccionó rápido y en el séptimo juego recuperó el quiebre con autoridad. El sueco no se desmoralizó, Del Potro también sostuvo y se llegó al tie break definitivo. Del Potro quebró de arranque a Söderling y luego conservó su saque, para quedar 3-0 arriba. Söderling se fue largo en el cuarto punto y así Del Potro extendió su ventaja a 4-0. Pero el sueco recuperó uno de los dos miniquiebres y dejó el marcador 5-2, con chances de ponerse 5-4 con su saque. El tandilense volvió a quebrarlo en el octavo punto y con el tie break 6-3 sacó para partido y lo cerró con un tremendo ace, su 13º.

“Tuve más chances de quiebre que Söderling, pero no las pude aprovechar por el buen saque de él. Pero por suerte en el tercer set me recuperé rápido. La garra siempre aparece y le tengo que agradecer al público el apoyo, que me ayudó a levantarme”, comentó el vencedor.

Y con respecto a la final, agregó: “Queda el último partido del año, quedan pocas energías, pero las voy a gastar todas mañana (por hoy). Con Nikolai va a ser un partido rápido, con puntos largos y muy fuertes, yo voy a tratar de hacerlo lo más corto posible. Lo malo es que no le gané ningún entrenamiento y espero sí poder hacerlo en la final”.

En el historial entre ellos, el ruso aventaja a Del Potro por 2-1. El único triunfo del argentino fue en el Parque Roca, por las semifinales de la Copa Davis 2008, cuando lo venció por 6-1, 6-4 y 6-2; Davydenko se impuso en la fase de grupos del Masters de China del 2008, por 6-3 y 6-2 y en el Masters Series de París 2007 por 7-6 (3) y 6-1.

Compartir: 

Twitter
 

Juan Martín Del Potro festeja su pasaje a su primera final de un Masters.
Imagen: AFP
 
DEPORTES
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.