ECONOMíA › EL ORGANISMO ESTIMA QUE LA ECONOMíA BAJARá 1,3

El FMI prevé caídas y pide ajuste

 Por Tomás Lukin

El Fondo Monetario Internacional estimó que la Argentina registrará una contracción de 1,3 por ciento durante 2015. La cifra representa una “mejora” de 0,4 puntos porcentuales frente al escenario previsto en octubre del año pasado. Las razones de ese desempeño esperado son “importantes desequilibrios macroeconómicos”. A través del blog del director del Departamento para el Hemisferio Occidental del organismo, Alejandro Werner, el FMI difundió una actualización de sus estimaciones de crecimiento para América latina. El organismo pondera las implicancias favorables de la caída en el precio del petróleo para los países importadores, pero advierte sobre potenciales consecuencias para el desarrollo de los yacimientos no convencionales en países como la Argentina y Brasil. Fiel a su tradición, el FMI reclama “urgentes reformas del lado de la oferta”, “ajustar la política fiscal” y “mejorar el clima empresarial”. Las proyecciones del FMI fueron criticadas duramente por el Gobierno en octubre pasado. En la nueva versión, el Fondo considera que la economía argentina registró una caída de 0,4 por ciento el año pasado. “A pesar de la moderación de las presiones cambiarias y de un crecimiento más vigoroso de lo previsto en 2014, Argentina continúa haciendo frente a importantes desequilibrios macroeconómicos”, argumentó Werner. Esos “desequilibrios” son dentro de su jerga: “La inflación alta”, “la ausencia de acceso a los mercados”, “las restricciones a las importaciones” y “los problemas de acceso a las divisas”, entre otros elementos mencionados en su informe de octubre.

Las pifias en los pronósticos del FMI y su rechazo a la orientación macroeconómica argentina se convirtieron en la tradición de cada abril y octubre, las fechas de difusión del Panorama Económico Mundial, así como en cada actualización del documento. “Durante los ’90 sobreestimaban el crecimiento y durante la década de nuestro gobierno lo subestiman. Algo anda mal con los modelos del FMI que siempre se equivocan con Argentina”, lamentó a fines del año pasado Axel Kicillof. A pesar del reiterado debate sobre las proyecciones de crecimiento y los cuestionamientos del organismo a la calidad del sistema estadístico nacional, Argentina y el Fondo confluyeron el año pasado al coincidir en la necesidad de limitar el accionar de los fondos buitre.

“En gran parte de América del Sur, a su vez, el debilitamiento general de los precios de las materias primas ha aumentado los déficit en cuenta corriente”, sostiene Werner refiriéndose al comportamiento regional. El organismo estima que Brasil crecerá 0,3 por ciento. “Un buen ejemplo es Brasil: la confianza del sector privado se ha mantenido obstinadamente débil incluso después de que se disipara la incertidumbre relacionada con las elecciones. La actividad económica se mantiene anémica”, advierte el funcionario argentino-mexicano, que destaca la política de ajuste fiscal aplicada por el país vecino. “Por el lado positivo, el renovado compromiso de las autoridades de contener el déficit fiscal y reducir la inflación debería ayudar a apuntalar la confianza en el marco de la política macroeconómica.”

Compartir: 

Twitter
 

 
ECONOMíA
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2021 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.